Entradas etiquetadas como Populismo cocalero

QUE BUENO ES SER REY DE LA COCA Y DE LAS COLAS

Ovidio Roca

Los pueblos cansados de las guerras, ya desde antiguo establecieron pactos y escribieron normas de cumplimiento obligatorio, lo que les permitía convivir y trabajar en paz. Se designaban personas notables (ahora no) para resguardar y asegurar el cumplimiento de estas normas, pues cuando se empezaban a incumplir los procedimientos acordados estas dejaban de ser creíbles y se retornaba al salvajismo.

Las personas respondemos a los estímulos y provocaciones por lo que creamos reglas que generan diferentes incentivos y oportunidades. En la democracia se pide trabajo y responsabilidad para que la sociedad avance; los tiranos que son más prácticos ofrecen promesas y cuando las personas se decepcionan y protestan, usan el temor y el amedrentamiento para controlarlas.

En esencia las leyes y normas pueden se justas o injustas y el ciudadano tiene la responsabilidad legal y moral de obedecer las leyes justas. Pero también tiene la responsabilidad moral y el derecho humano de desobedecer las leyes injustas, para poder sobrevivir como individuo y como sociedad.

La cultura política del populismo cocalero, en su proceso de cambio considera que es privilegio del Jefazo cambiar y aplicar las leyes cuando le conviene y como le da la gana; pues es su derecho humano. En esta cultura, se considera que las leyes y normas existen para ser usadas a conveniencia de quien tiene el poder y para amedrentar al opositor y al ciudadano.

Últimamente el MAS, al no conseguir los dos tercios de votos en el Parlamento lo que antes les permitía hacer y aprobar lo que les daba la gana, decidió cambiar el reglamento y ahora se lo hará por mayoría absoluta, que es la que tienen. Después si es necesario, le meten nomas y cambian esta norma para que las decisiones sean por simple decisión masista. Jallalla Evo.

J. M. Vivanco del HRW, comentaba: “Un día antes de perder la mayoría de dos tercios en el Senado de Bolivia, el MAS redujo el umbral de 2/3 de los votos para decidir importantes materias. El MAS cambió las reglas del juego para hacerlas a su medida. Un Mal precedente”.

Evo Morales coherente con la cultura populista cocalera, declaraba desde Buenos Aires: “Quiero que sepan, tengo 30 procesos; en algunos estamos con Andrónico, Leonardo Loza, Orlando Gutiérrez, el Subgobernador de Tarija. Ninguno es de corrupción, hacemos política no por la plata sino la patria. Se van a recordar, todos los procesos se van a caer. Para esto tienen sus Jueces y Fiscales.

Aunque suene aburrido, vale la pena reiterar que el auténtico sistema democrático, establece la participación del ciudadano en un esquema donde todos son iguales ante la ley y donde ejercen sus derechos y obligaciones en el marco de un régimen constitucional; vale decir en un Estado de Derecho. Esta democracia se asienta en la confianza de la ciudadanía por instituciones legislativas, judiciales, los Gobiernos Nacionales y Departamentales y Municipales.
Últimamente con el deterioro de las instituciones se cae esta confianza y se genera inestabilidad política e inclinación hacia sistemas autocráticos y algunos desubicados han propuesto absurdamente el retorno de Gobiernos Militares.

La experiencia internacional muestra que los países que prosperan son aquellos que cuentan con instituciones que funcionan: parlamentos y tribunales honestos, reglas estables que rigen los derechos de propiedad y fomentan la competencia empresarial; son reglas justas, predecibles y se aplican a todos por igual.

En los países así institucionalizados, los emprendedores deben competir e innovar y cuando no existe institucionalidad ni respeto a la propiedad privada, muchos empresarios establecen para seguir con sus negocios establecen vínculos con políticos del régimen y conforman empresas monopólicas para evitar la competencia.

ovidioroca.wordpress.com

Deja un comentario

NO HAY QUE INVENTAR LA PÓLVORA

Ovidio Roca

En los últimos sesenta años, los países latinoamericanos se han movido impulsados por los vientos ideológicos del populismo aventados por Cuba y el Foro de San Pablo; causando odios, miseria y opresión. Venezuela, que era uno de los países más ricos de Latinoamérica, lo ha sufrido en mayor medida y esto lo pueden certificar los millones de migrantes que salieron huyendo de la miseria y la opresión populista en su país.

Nos enfrentamos a unas nuevas elecciones y en estas deberíamos apoyar una propuesta de economía que nos favorezca y haya demostrado ser exitosa, y un equipo de gobierno que tenga capacidad y honestidad para implementarla. No podemos dejarnos llevar por simples discurso y slogan electorales.  

No es necesario inventar la pólvora; si queremos para nosotros y para nuestro país una mejor economía y una vida prospera y feliz, lo más fácil es comprobar cómo funcionan las diferentes recetas ideológicas en el mundo y asumirla y adaptarla a nuestras circunstancias. Ahora existe el Internet y no la Cortina de Hierro que no permitía mirar más allá de la frontera. Si queremos saber la calidad del fricase o el locro que cocinan en la pensión de la esquina, hay que preguntar a los clientes habituales o, probarlo.

Los resultados de los modelos económicos y políticos en la economía de los países y la vida de la gente los tenemos a la vista. Si es posible hay que visitar los países tanto populistas como los liberales o escuchar los relatos de sus ciudadanos que viven en ellos, para enterarnos. Eso sí despojándonos de los lentes ideológicos, para ver objetivamente cuáles son exitosos y sus pueblos más felices. 

Una vez que tengamos claro el camino (los datos socioeconómicos señalan a todas luces, el liberalismo y la democracia como los de mayor éxito) hay que ponerse a trabajar, tanto en la economía como en la ideología. No habrá una solución mágica y como en todo trabajo se necesita responsabilidad y esfuerzo continuo. Lo importante es que podemos conocer cuales funcionan mejor, pues los resultados están a la vista en los denominados “países más felices del mundo” y estos países no son populistas, comunistas o socialistas.
Utilizando su típica falacia, los populistas afirman que los países mencionados son socialistas como ellos. Si de verdad lo creen así, deberían copiarlos y le harían un bien a su pueblo, aunque no a los gobernantes, y por eso no lo hacen.
La verdad es que estos países felices tienen una economía de mercado y por tanto los populistas tendrían que privatizar, respetar la propiedad privada y el trabajo y libertad de las personas; algo en lo que no creen ni les conviene.

Los países exitosos y felices no son los más grandes, según el ranking internacional estos son: Suecia, Noruega y Dinamarca, Finlandia, Suiza y varios otros. Todos ellos se caracterizan por combinar una economía de libre mercado y un Estado eficaz y bien organizado, que garantiza un ambiente seguro para la actividad productiva y los sistemas de seguridad social, servicios de salud y educación, con alto nivel de calidad.

En el índice internacional de libertad económica, Dinamarca está en el puesto 14, Suecia en el 19, Finlandia en el 20 y Noruega en el 26. Es decir, lejos de ser economías socialistas o con fuerte intervención del Estado, son economías abiertas, con baja cantidad de regulaciones y particularmente en el mercado laboral; derechos de propiedad bien afianzados, etc. Es decir, son países democráticos, capitalistas y donde funciona la economía de mercado.

El gasto público se vuelca a los servicios de salud, educación, vivienda, etc. La mayoría de los servicios sociales en los países mencionados, tienen “copagos”. Vale decir que, por ejemplo los hospitales no son totalmente gratis y el paciente tiene que pagar una pequeña parte del servicio.

Toda la economía es formal y se cobran impuestos altos, alrededor del cincuenta por ciento del ingreso a las personas físicas, pero a cambio se les da servicios de primera calidad, en salud, educación, seguridad, etc. Es más, en esos países funciona el “voucher”, un cupón para pagar la educación. En vez de financiar la oferta, el Estado financia la demanda y la gente recibe un cupón con el cual paga la escuela de sus hijos; pero elige a qué colegio va a ir y así se genera la competencia e incentiva la calidad de enseñanza. Y lo mismo en los otros servicios públicos.

Las estadísticas internacionales muestran que hay veinticinco veces más pobreza en los países populistas que en aquellos que adoptan el libre mercado. También resulta que las clases más pobres, son once veces más ricas en las economías liberales, que en los modelos populistas, socialistas y anticapitalistas.

El capitalismo no es perfecto pero es el menos malo de los sistemas. Dice Winston Churchill: “El vicio inherente al Capitalismo es el “desigual” reparto de Bienes, la virtud inherente al Socialismo es el “equitativo” reparto de Miseria”.

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

BLOQUEOS, DESTRUCCION Y DERECHOS HUMANOS BAJO EL POPULISMO COCALERO

Ovidio Roca

Evo emulando a Marx, explica que la riqueza no se logra con la sola expropiación de la plusvalía, sino de la extensión de la cocalía.

El Castrochavismo se encuentra en “desescalada” y su principal objetivo es defender su millonario y creciente ingreso económico: la coca y el narcotráfico.
En su estrategia de movilización, para conquistar y mantener el poder, los populistas usan técnicas de manipulación psicológica y apelan a los intereses económicos y el rencor por la discriminación étnica y socioeconómica que sufren algunos sectores sociales. Exacerbar estos sentimientos, los ayuda a movilizar a las masas en procura de instaurar el populismo cocalero y el comunismo.

Hasta hace poco Bolivia, un país y una población de arraigado mestizaje, marchaba buscando ser cada vez más incluyente. Lamentablemente esto se frenó con la llegada al Gobierno del populismo cocalero, el que precautelando sus intereses económicos y de poder impulsa una guerra interna basada en el racismo y la discriminación. Ellos proclaman que esta guerra es en defensa del pueblo, pero la verdad es que lo es en defensa de la coca y el narcotráfico. Como un complemento estratégico, atizan las pugnas regionales.

Los dirigentes populistas en sus discursos explicitan claramente sus intereses e intenciones y como la memoria nos hace libres; no debemos olvidarlos:

Hace pocos días, el dirigente indígena Felipe Quispe, apodado el Mallku, declaraba: “Entonces, de 1825 hasta el actual gobierno de Añez hemos sido manejados por gobiernos que no son nuestros. Son extranjeros, son colonos, son coloniales que vinieron de Europa, de Croacia, de otros lugares. Ellos nos gobiernan y nosotros seguimos abajo. Nos han visto como salvajes. Nos han tratado de mierda y de todo.
Entonces yo creo que ha llegado la hora de decir basta. Ellos que se vayan a su madre patria, como se ha ido Gonzalo Sánchez de Lozada a su país, igualito que se vayan
”.
Nosotros vamos a mantener los bloqueos de carretera, no tenemos por qué levantar, porque no hay confianza en la presidenta transitoria, porque es una mujer mentirosa”. Felipe Quispe

Túpac Katari vuelve, carajo! Los k’aras van a tener que temblar y van a tener que irse”. Era la consigna de un grupo de Ponchos Rojos de origen aimara y  que avanzaron sobre la ciudad de La Paz armados con fusiles y palos, a caballo y en vehículos motorizados.

Más bien en las ciudades (los opositores) dejen de perjudicar con paros, si quieren paro, no hay problema, nosotros vamos a acompañar con cerco a las ciudades, para hacernos respetar, a ver si aguantan”. Evo Morales en el Municipio de Sicaya de Cochabamba.

En la última confrontación y luego de la fuga de Evo, las masas cocaleras y mineras, afines al MAS alentaban el revanchismo incendiario y sus demonios escondidos, bajo el grito “ahora sí, guerra civil”. Esto lo hacían durante su recorrido por avenidas de El Alto de La Paz, atemorizando a los vecinos.

Said Cabrita, Secretario de Conflictos de la FUTPOCH, haciendo gala de su prepotencia, declaraba en Sucre: “Si hay cualquier sobresalto o contra cualquier dirigente que estén deteniendo o queriendo meter preso, va a ser responsabilidad de la justicia si re articulamos nuevamente movilizaciones o salimos a las calles”.

Para reforzar aún más la impunidad (el derecho humano cocalero) de los bloqueadores y vándalos; la jefa de la Bancada Nacional del MAS, Betty Yañiquez presentó el lunes pasado un proyecto de “Ley extraordinaria para la protección y no criminalización de la protesta social de dirigentes sindicales, líderes sociales y cualquier persona movilizada en Agosto en defensa de la vida, democracia y la educación”.

Esta ley masista fue elaborada para proteger a los bloqueadores, e institucionaliza y promueve el vandalismo, la convulsión social y el derecho irrestricto de destruir bienes públicos y privados sin ninguna sanción.

Recordemos que a la huida del cocalero, se instala por sucesión constitucional un Gobierno de transición y este gobierno, entre otros aspectos está dando duros golpes al narcotráfico, lo que debilita al MAS. Ahora los masistas están aún más furiosos porque le quitan la mamadera, y en represalia envían a sus huestes a bloquear y destruirlo todo.
Los bloqueadores trabajan tarifados haciendo el trabajo sucio para sus jefes populistas y la esencia de su trabajo es aterrorizar al Gobierno y la población, chantajear, dominar y dar vía libre al negocio de la coca y sus derivados.
Durante el ejercicio de su sacrificada y excitante labor, estos bloqueadores hacen todo tipo de destrozos (eventualmente reciben algunas patadas de los pacos, cuando los detienen por poco tiempo) y no responden por el daño económico y personal que causan a las personas particulares, sus propiedades y los bienes e infraestructura pública.

El Ministro de Economía dice que la economía boliviana produce alrededor de 100 millones de dólares cada día, por tanto Bolivia en estos últimos bloqueos dejó de producir y por tanto perdió mil millones de dólares y esto quien lo paga?.
Los bloqueadores y sus jefes no lo pagan, ni resarcen el daño económico, social y de salud que causan a las personas. Como lo único que entienden es de dinero, hay que cobrarles en billetes verdes; además de aplicarles la sanción penal correspondiente.
Se les debe expropiar sus billetes verdes, que contantes y sonantes tienen en sus gangochos y con ello resarcir por los daños causados ¿Quién lo hace?. Entendiquichu manachu?, Janiwa.

ovidioroca.wordpress.com

 

 

, , ,

Deja un comentario

ANTROPOLOGIA: HOMO ECONOMICUS, HOMO POLITICUS, HOMO ERYTHROXYLUM.

Ovidio Roca

Por la pandemia del virus chino que nos agobia a todos, la población mundial se está aislando y encapsulando, por lo cual como primates sociales y competitivos nos sentimos afectados en nuestra salud física y mental. Irónicamente este virus comunista chino, nos ataca de forma democrática y sin distingo, quizá porque somos de la misma especie y parte del ecosistema.

Somos una especie homínida, descendientes de Lucy, que cada día somos más y al expandirnos estamos arrasando con el planeta. Vivimos hacinados, en una sola morada, en un mismo planeta y lo hacemos en interdependencia social, pero también ecológica, por lo que nuestra salud y bienestar depende tanto de la salud del ecosistema, como la de nuestro grupo social. Esto quiere decir que debemos cuidar de ambos.

En la naturaleza y como seres biológicos nos desarrollamos mediante la selección natural, donde lo viejo perece para que lo nuevo prospere. En la vida en sociedad lo hacemos mediante la competencia; una competencia económica capitalista y una competencia política socialista, y lo que más nos fastidia es que ambas nos ponen en aprietos y sin pedir permiso.

El capitalismo es permanente cambio y en ello reside su antipatía, pues nuestra aversión al cambio es enorme y preferimos que las cosas no cambien, para así no cambiar nosotros.  Por su parte el socialismo busca seducir; el discurso socialista y populista es antinómico, contradictorio y proclama que “todo es de todos”, aunque el socialismo real nos muestra que: “todo es del gobierno, y el gobierno es de los dirigentes”.

Las sociedades socialistas tienen discursos populistas y prácticas dictatoriales y la población se encuentra bajo las órdenes de un poder central del cual depende la vida de todos. En nuestro país, con el populismo cocalero se restringieron las libertades individuales, lo que afectó a la sociedad y al funcionamiento eficiente de la economía y de la producción. Con el estatismo y el dirigismo aplicado a la actividad económica, el trabajo empresarial se distorsiono y también las funciones propias de los mercados, cual es regular los precios y asignar los recursos en un marco de libre competencia y derechos de los consumidores.  Finalmente y con el populismo todo el manejo de la economía quedo en las manos y los bolsillos de la burocracia del partido.

Lidiamos con un  paquete maligno: el virus chino; la cultura política del masismo aún vigente y los carteles del narcotráfico. Esto nos ha llevado a la peor crisis política e institucional de nuestra historia, con la posibilidad de que en un próximo futuro se convierta en una  conmoción civil, y quizá militar.
Entre tanto el actual Gobierno transitorio, está inerme y maniatado por los masistas que manejan gran parte del Estado y permanente vapuleado por la crítica de sus presuntos aliados ideológicos.

Gobernar un país afectado por la pandemia, con una economía destruida y una población beligerante y acostumbrada a la informalidad y la economía cocalera, es tarea casi imposible y peor aun cuando se está bajo la constante presión de los enemigos cocaleros y los amigos demócratas.

Al margen de las dificultades que significan un gobierno de transición, el avanzar hacia la reconstrucción económica e institucional será dificultosa para cualquiera que lo intente pues de inicio necesitamos superar la herencia cultural masista del populismo y la coca que tiene internalizada la población.  Esta cultura populista cocalera que conspira contra la construcción de una economía legal y sostenible, que es la única que hará viable el crecimiento de la producción y del bienestar de la población.

En estos tiempos oscuros y difíciles, se nos hace evidente que para avanzar debemos ponernos de acuerdo para reconstruir y fortalecer la nación y la ciudadanía boliviana. Una Nación que es definida como un conglomerado humano con pensamiento compartido y unido por lazos culturales; un rico legado de historia y sobre todo la voluntad y el consentimiento de vivir juntos y dando valor a la herencia recibida.

Definitivamente y si queremos un mejor destino, requerimos consolidar la Nación y el Estado Republicano, Democrático y Federal; que no es el sistema perfecto que ofrecen los socialistas, imposible para una humanidad imperfecta, pero seguramente el menos malo de todos.

ovidioroca.wordpress.com

 

 

 

 

 

 

, ,

Deja un comentario

DISTOPIA POPULISTA Y ACTIVISMO MASISTA

Ovidio Roca

Escribió Aldous Huxley: “la gran lección de la historia, es que no hemos aprendido la lección de la historia”.
Hemos sufrido catorce años de la peste populista cocalera a la cual luego se añadió la peste china, de ambas no hemos salido, no nos hemos repuesto, ni vacunado.

Para aprender la lección, necesitamos recordar lo que nos aconteció y lo que continuamos padeciendo como secuela de la peste populista cocalera y mantenerlo presente en la memoria personal y colectiva para no caer en la trampa y evitar repetirla.

Vivimos con inseguridad y temor, embelecados por “el doble pensar Linerista” que se instauro en el país y que utilizando las medias verdades típicas de la izquierda, sigue agitando las frustraciones y también los odios de la población, la que ahora confinada en sus casas sobrevive temerosa y desconfiada.
Recordemos que la estrategia de poder cocalera busca distorsionar y manipular el sistema democrático y lo hace desvalorizando al ciudadano en sus  principios de responsabilidad personal y social. De esta manera construyen un militante cocalero; que apocado, masticado y acullicado por la inseguridad y el temor puede ser manejado como un rebaño. Una manada que pasta en los cocales, abreva en las pozas de maceración, trapichea en las fronteras, se auto convoca para amedrentar a los ciudadanos y recibir del Más, sus verdes quintos.

Ahora el masismo, hambriento de poder y añorando el dominio absoluto que tenía, busca recuperarlo y ataca a la frágil democracia. Aplica una persistente violencia revanchista y utiliza múltiples grupos de activistas, todos ellos muy bien financiados, motivados y adoctrinados para aterrorizar a la población.
El objetivo es que una buena parte de la población afectada por el populismo y la pandemia y en busca de una salida a sus temores, entregue su apoyo electoral a los narco cocaleros que le ofrecen, seguridad, negocios, ilusiones, bonos y prebendas.

En esencia se trata de extinguir la democracia destruyendo al ciudadano libre y responsable, y colocándolo en una condición de dependencia y sumisión ante los dictados del Estado Totalitario. Un Estado centralista, encabezado por un cacique despótico que impone su poder por encima de todo límite y cuestionamiento.

El discurso masista y de reconquista del poder a cualquier costo, es permanente. Si revisamos, solo algunas declaraciones de los dirigentes masistas reproducidas por la prensa nacional, podemos conocer la esencia de sus principios y valores éticos y políticos y lo que nos espera como ciudadanos y como sociedad de caer bajo su comando.

Desde su exilio dorado Evo proclamaba: “Si de acá a poco tiempo, si volvería, o alguien vuelva, hay que organizar como Venezuela milicias armadas del pueblo”.

También instruyo telefónicamente a Yucra: “Hermano, que no entre comida a las ciudades. Vamos a bloquear, cerco de verdad, y ahora me expulsan de Bolivia y hay bloqueo hasta ganar, hermano”.

El  dirigente masista Huarachi, durante un acto de apoyo a Evo en la ciudad de El Alto, exhortaba: “El uso de la dinamita es histórico y democrático. Hoy los mineros han dicho basta, alto, y han realizado una pasadita, un calentamiento”.

José Domingo Vásquez, confirmaba: “Al menos 40 mil mineros desbloquearán a punta de dinamitas”.

Henry Nina, Ejecutivo de la Confederación de Comunidades Interculturales de Bolivia, conminaba: “Damos 48 horas para que levanten sus supuestos, paros, bloqueos que están en las calles: dos, tres personas con sus “pititas” perjudicando al ciudadano, al desarrollo. Nosotros vamos cortar el agua que va hacia la ciudad de La Paz”.

Últimamente en Cochabamba están proliferando los “Autoconvocados”, infatigables jornaleros que el masismo contrata y paga muy bien. Estos autoconvocados, después de haber realizado acuciosamente su tarea de bloqueo y amedrentamiento, “invocan y convocan” a los masistas para que le paguen por su trabajo.

Después de catorce años de dictadura masista cocalera y luego de la huida de Evo Morales, los Demócratas vía la sucesión constitucional lograron asumir el Poder Ejecutivo, aunque solo a medias, pues la mayoría de los funcionarios de los ministerios son fieles al MAS y trabajan cavándoles los camotes a las autoridades transitorias. Los Poderes Judicial y Legislativo y muchos Departamentales y Municipales, están a cargo de masistas militantes, los que trabajan día y noche para hacer fracasar el Gobierno Provisional. Los opositores hacen lo mismo.

Esto nos muestra que como herencia del masismo tenemos un Estado descuajeringado y tuco y que luego de la peste masista cocalera solo nos quedó la formalidad democrática, por lo que hay que trabajar para recuperarla y darle sustancia.

Recordemos que el Estado democrático y con separación de poderes, se lo constituyo para garantizar que la población pueda vivir con seguridad y libertad; sujeta a normas de convivencia iguales para todos y que garantizan la vida, la propiedad y el trabajo de las personas. En consecuencia la primera responsabilidad de los ciudadanos es recuperar la democracia y elegir gobernantes idóneos y honestos, cuyo principal trabajo como servidores públicos y no dueños del Estado, es proteger la vida, la seguridad, el trabajo y el orden público.

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

LAS ELECCIONES Y EL ACRE SABOR DE LA COCA Y EL PODER

Ovidio Roca

La historia económica nos enseña, que para que un pueblo goce de mayor riqueza y consecuentemente de mayor bienestar, hay que fomentar la actividad productiva sostenible, con nuevas tecnologías y liberándola de trabas y expoliaciones (impuestos y reglamentaciones confiscatorias), instaurando sistemas de administración con atribuciones delimitadas y un mínimo gasto público. De esta manera no se interfiere con el libre accionar productivo del pueblo emprendedor.

La gran mayoría de los políticos y la totalidad de los populistas no entienden esto, pues nunca han creado una empresa propia, arriesgando su patrimonio, desarrollado su capacidad de innovación y llevando a cabo un sueño. Nunca han enfrentado la necesidad de vender sus productos, lidiar con la legislación laboral, los impuestos, las regulaciones y demás cuestiones burocráticas que enfrenta diariamente cualquier empresa privada, asumiendo los riesgos de la empresa y los ciclos de la economía.

La historia también nos muestra que el sistema comunista, que es contrario a la propiedad privada y la libertad económica; generó, hambre, miseria, opresión y matanzas en todos los países donde fue aplicado.
Sin embargo extrañamente mantiene seguidores que constituyen una  activa fuerza política; una explicación para esto es que los comunistas y populistas son especialistas, y muy buenos, tanto para disfrazar esta nefasta realidad que ellos producen, como en cambiarle el nombre a esta miseria. Lo que verdaderamente no saben, no hacen y no les interesa, es como cambiar la triste realidad que producen y nos dejan como dolorosa herencia.

El Gobierno del MAS como todos los populistas, tiene a su servicio el “Think tank” Castrochavista y además por supuesto sus pozas de maceración cocalera especialmente en el Chapare y en sus áreas de expansión. (Un estanque de pensar populista, para exprimir a la gente y un estanque de pisar masista. para exprimir la coca y a la gente).
Evo se maneja en Buenos Aires con el apoyo de este Think Tank populista y le pagan a un grupo de “ayucos” para que le manejen el tuit con el que se mantiene vigente en las redes públicas.

En Septiembre próximo, por presión masista se vienen unas elecciones que cuidando su salud nadie desea y que se realizaran contra viento y mareavirus cocalero. Los masistas llevan ventaja pues no asumen ninguna responsabilidad de la economía arrasada que dejaron y que limita las acciones del actual Gobierno contra la pandemia. Tienen bajo sus órdenes al Poder Legislativo y Judicial que usan contra el Gobierno; además un discurso demagógico que gusta a varios sectores sociales. Su plataforma electoral populista cocalera garantiza: coca, narcotráfico, contrabando, impunidad y además un hábil manejo psicológico destinado a una colectividad que se siente discriminada y marginada por actitudes racistas de algunos criollos mestizos. A esto hay que añadir una extendida mentalidad fatalista popular, que proclama: comamos y bebamos; bailemos y cantemos que mañana moriremos.

Cuba en los años 50, era el país más moderno y desarrollado de Latinoamérica y Venezuela lo mismo en los años 70. Ambos sufrieron sucesivamente de una virulenta peste Castrista y Chavista y terminan siendo hoy los países más pobres y miserables del planeta.

Si verdaderamente quisiéramos ver las consecuencias del comunismo y populismo para informarnos y decidir nuestro voto en Septiembre, es fácil revisar en el celular de cómo vive la gente en Cuba, en Venezuela y las penurias de los millones de migrantes que escaparon de su patria y pasan las de Caín en países extranjeros, huyendo de la opresión y la miseria fruto del Castrochavismo.
Cada cual decide su destino pero debemos ser responsables, pues cuando nos infectamos de populismo, infectamos a la familia y a los vecinos. Cuidémonos y votemos por la democracia, que es el menos malo de los sistemas.
ovidioroca.wordpress.com

, ,

Deja un comentario

ESCENARIO Y ACTORES DEL NUEVO ESTADO: PLURINACIONAL, POPULISTA Y COCALERO

Ovidio Roca

Geopolítica del Estado Independiente Chapareño.

Hace un tiempo; antes del coronavirus chino y cuando aún podíamos viajar para disfrutar de la naturaleza y de los amigos, estuve en la casa de uno de ellos en Santa Fe. Me conto entre otras cosas de los variados cambios en la economía y el manejo político del Municipio Ichilo y me pidió que lo comente. No tengo idea de lo que ocurre ahora con la pandemia.

Yapacaní, municipio anteriormente cruceño, fue avasallado y anexado por el Estado cocalero Chapareño; lo colonizó y ahora maneja discrecionalmente tanto al municipio como las áreas aledañas.
Los cocaleros avanzaron igualmente sobre el Parque Nacional Amboró y lo controlan al igual que lo hacen con el colindante Parque Carrasco. Ambos Parques, repositorios del diverso ecosistema andino amazónico, están siendo destruidos por depredadores ambientales, chaqueadores, ladrones de madera, cazadores, cultivadores de coca, fabricantes de cocaína y narcotraficantes internacionales ligados a las FARC. Con esto los turistas, investigadores y amantes de la naturaleza están excluidos de visitarlos.

La economía en la región de Yapacaní, que fue tradicionalmente agropecuaria y algo de turismo, se volcó a la coca, al narcotráfico y el comercio, funcionando como un importante eslabón productivo y logístico para la fabricación de  cocaína del Estado Chapareño y convirtiendo, lamentablemente, a San German en la jupia de la blanca.

Los Empresarios y el Populismo

En los países menos desarrollados, su clase empresarial generalmente muy débil no logró ser una “clase para sí” como la definía Marx; vale decir ser consciente de su estatus y proyección histórica. Por lo general solo son negociantes que quieren hacer plata a como dé lugar y están dispuestos a asociarse con cualquiera para conseguirla. Últimamente muchos de ellos estuvieron asociados con el MÁS y mañana será otro cantar.
Lamentablemente carecemos de una verdadera Burguesía Nacional; empresarios dignos que tengan una visión de futuro para la región y el país y que estén capacitados de acuerdo a las exigencias del Mercado internacional y con las condiciones mínimas de capital, infraestructura y tecnología para competir en esos mercados.
El populismo es entre otros aspectos, un capitalismo estatal y de amigos y los empresarios tienen claro que para estar en las grandes ligas necesitan llevarse bien con el Gobierno, es decir ser oficialistas del gobierno de turno. Por esta fuerte dependencia del Estado, en el país no hay empresa ni empresario exitoso si no cuenta con el favor del Gobierno.

Una mayoría de los dirigentes políticos y sus partidos, trabaja acuciosamente para para lograr el retorno del Evo.

Políticos bolivianos que se proclaman democráticos, buscan debilitar al actual gobierno en procura de futuras ventajas electorales y políticas. Con esto es probable que consigan el triunfo del MAS en la primera vuelta electoral y el retorno del Narco Estado cocalero.
En un titular del Diario El Deber, leemos: “Mesa, Camacho y Evo lanzan críticas y ataques al gobierno de Añez por el caso de los respiradores”. Como vemos, dios los cría y el diablo los junta y actúan luego en comparsa y alguno ha dicho en jauría; buscando hacer el mayor daño a la Presidente Jeanine, quien actuando correctamente suspende y enjuicia sin contemplaciones a los presuntos culpables de actos dolosos.
Como en toda gestión hay errores, pero ahora moros y cristianos se ensaña contra ella por todo y por nada y si eventualmente renunciara, constitucionalmente la reemplazaría la Hermana Senadora Eva Copa Murga.
Me llego un chisme: Evo toca la trompeta en una Murga de Buenos Aires.

Mientras haya MAS en abundancia, habrá mucho MAS en ignorancia. SNCHY.

La población se encuentra secuestrada por el populismo y viviendo en las peores condiciones de vida posible, pero en lugar de unirse todos contra el enemigo común tienden a pelearse entre sí o con sus aliados externos, facilitando el trabajo de los captores. Aunque es natural que esto suceda, también es suicida y contraproducente.

Los populistas cocaleros ofrecen salud, dinero y amor; una vida plena, dinámica y con grandes ganancias de la coca, el narcotráfico y contrabando; con chalets de lujo, viajes, dinero, poder, chocas teñidas y adrenalina. Sus seguidores pueden hacer todo lo que les venga en gana y deben cumplir una sola cosa: ser fieles al jefe y hacer lo que se les ordena.

No le creímos, pero Choquehuanca tenía razón.

La noticia circuló por varios medios nacionales e internacionales. “La NASA confirma la existencia de un universo paralelo donde el tiempo iría hacia atrás”. Esto ya lo explico anteriormente el Candidato a la Vicepresidencia Choquehuanca, con su reloj que marcha hacia atrás para transportarnos a los tiempos del Tahuantinsuyo.
Asimismo y como según el candidato: “las piedras tienen sexo”, en cualquier momento tendremos terremotos y derrumbes en los cerros y laderas; esto como efecto de los revuelcos de las piedras en su éxtasis sexual. Como él casi siempre acierta, es necesario cuidarse.

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

POPULISMO CON COCA Y LLUJTA.

Ovidio Roca

Reseña con coca machucada y vico.

El populismo; de izquierda o de derecha, xenófobo, racista y con líderes histriónicos y mediáticos, tiene encandilados a los pueblos tanto pobres como ricos, ignorantes o ilustrados y del norte y del sur; mientras la sensatez, la templanza, la solidez y la fortaleza de principios y acciones no parece ser una virtud que cultiva nuestra sociedad.

En nuestra américa, el populismo castrochavista dio un paso adelante y encontró su fuente de financiamiento en el narcotráfico, lo que le dio más poder y autonomía. Evo, el Icono indígena “le mete nomas” e impone la cultura del Vasallaje y también inventa el “Derecho humano” de reelegirse indefinidamente. Además la luego extendida técnica de bloquear las carreteras, para chantajear al Gobierno, conseguir sus fines y de paso joder impunemente a toda la población, para amansarla, domesticarla y finalmente avasallarla.

Los avances tecnológicos en el Proyecto Populista Cocalero:

En el Estado Independiente del Chapare además de los diligentes productores agropecuarios, medran y mandan los que viven de la coca y la cocaína, actividad ésta mucho más rentable.

Los cocaleros, muy activos y eficientes y con el apoyo de los técnicos internacionales que trabajan para las FARC, han logrado grandes avances tecnológicos en la producción, industrialización y comercialización de la coca. Inicialmente se aumentó entre tres y cuatro veces la producción y productividad de las plantaciones de coca. Luego avanzaron en mejorar la extracción de cocaína y pasaron de las pozas de maceración y los pisa coca, hacia la coca molida y las lavadoras de ropa. Después y con las nuevas técnicas de laboratorio se aumentó en más del sesenta por ciento la extracción de la cocaína y ahora con las semillas de coca transgénica, llegadas últimamente de Colombia, se han logrado tener diez cosechas de la hoja por año.
Como en todo, la tecnología puede utilizarse para una buena causa o para lograr grandes e ilícitos negocios; depende de los principios y valores de las personas.

El MAS desde el Chapare y con la coca controla el país.

El MAS se consolida políticamente como un proyecto corporativo, populista y dictatorial, basado en la coca y usando el indigenismo para manipular a la población campesina dándole alguna participación en la cadena productiva: coca, cocaína, narcotráfico y contrabando internacional.
Tomaron el poder apañados por el Foro de San Pablo y constituyeron un Narco Estado, donde el control de todo está a cargo de los Jefes cocaleros coludidos con los Carteles, las Mafias internacionales y los grupos Guerrilleros como las FARC y ELN de Colombia.
Internacionalmente están cobijados bajo el eje: China, Cuba, Rusia e Irán.

Un intermedio en su gestión de gobierno, producto de errores matemáticos de sumas y restas.

Luego de catorce años el masismo perdió una pequeña parcela del aparato del Estado, pero mantiene bajo su control el Legislativo, Judicial, la mayoría de municipios y una gran parte los empleados públicos que trabajan para ellos. Sin embargo acostumbrados a la total impunidad, los cocaleros se sienten inseguros y molestos por algunas restricciones que el actual Gobierno democrático pone a sus actividades, las que anteriormente eran viabilizadas por el gobierno masista.

Los bloqueos de estos últimos días, realizados en varios puntos del país por los militantes del MAS, nos muestran su molestia y desesperación por las pérdidas en sus negocios y en la protección política que recibían del anterior gobierno. Con su habilidad camaleónica y creyendo disimular se inventan lo de “auto convocados”, cuando en realidad son “coca convocados”.

Se especula que buscando garantizar su plata y recuperar el poder, en nuestro país las fuerzas cocaleras y del narcotráfico actuando de manera coordinada están organizando una guerra de guerrillas en contra el régimen democrático y la República de Bolivia. En un cercano futuro es presumible que tengamos instalada esta guerra de guerrillas y control territorial armado tipo FARC, instalado y consolidado como una cruenta realidad en nuestro país. Inicialmente en el Chapare y luego ampliado hacia Yapacaní y otros lugares estratégicos para el tráfico. Y la pregunta es qué, quién y cómo hacerlo.

Propuesta de algunos liberales libre pensantes, que podría afectar las ganancias cocaleras. Pero por ahora inviable internacionalmente.

El consumo de la cocaína, mariguana y otras drogas sintéticas no cesará y deberíamos entenderlo así. Los Estado Unidos (años 1920 y 1930) con la Ley Seca, intentaron controlar el consumo de  alcohol y como respuesta surgieron las mafias, la corrupción y el crimen organizado. El Gobierno no pudo controlarlos y finalmente se dieron por vencidos y aceptaron su legalización. Sabemos que el uso de las drogas es dañino, pero buscando prohibirlas la experiencia mostro que el remedio resulto peor que la enfermedad

Diversos analistas coinciden en que la legalización de las drogas, en este caso de la cocaína, desarticulará el negocio de las mafias al reducirse dramáticamente su precio, al acabar con los altísimos costos de producción en condiciones precarias y de los riesgos  involucrados en el tráfico y la intermediación.
La legalización conducirá a que la sociedad aprenda a convivir con las drogas, tal y como lo ha hecho con otras sustancias como el alcohol y el tabaco, por lo que necesitamos dedicar más tiempo y esfuerzos a la educación para evitar su consumo. El problema es que esta legalización no puede ser solo en Bolivia, sino a nivel internacional pues de lo contrario el país se convertiría en un bastión de la coca, el narcotráfico y los carteles internacionales de la droga.

Nota: Evo esta de recreo en los pagos de Kristina, mientras aquí limpian los desastres del coronavirus chino y los opositores con síndrome de Estocolmo, hacen lo que pueden para liquidar al Gobierno y preparan el retorno del cocalero.

ovidioroca.wordpress.com

 

, , ,

Deja un comentario

HISTORIAS Y CUENTOS POLÍTICAMENTE INCORRECTOS, EN TIEMPOS DE LA PANDEMIA POPULISTA COCALERA

Ovidio Roca

Escritos del año uno del coronavirus.

Quién olvida su historia está condenado a repetirla”: Ruiz de Santayana.

Toda generación necesita conocer y aprender de la historia. Cuando se olvida el pasado y no se aprende de esa experiencia, se tiene muchas probabilidades de volverla a repetir. Por esto no podemos olvidar la trágica historia del periodo que nos tocó vivir a los bolivianos bajo el populismo cocalero y luego el castigo del coronavirus.
Hay varias cepas del virus: la China Wan, la “Evo orín oca” que luego mutó a “Evo orín coca” y que es mucho más letal. Habrá otras en los próximos meses.

Mientras me escondo del contagio viral, trato de evitarlo escuchando música y comiendo chuño como aconsejan los alteños; chivé como recomiendan los benianos y tomando vino patero, como recetan los tarijeños.

Currículo de un Jefe indio del Sur (Chávez dixit)

 Desde su natal Orinoca Evo se trasladó a Oruro, dejando solas (y alegres)  las llamas y las ovejitas de su papá; dos de las cuales dieron su vida para que el futuro Presidente pase de curso en la escuelita primaria de su pueblo.
En Oruro trabajo de todo y también como trompetista de la Banda Imperial de Oruro. En sus ratos libres, durante las mañanas, practicaba el fútbol y luego se deleitaba con un “rostro asado” regado con una buena aqha.

Empujados por la crisis y la mama coca, toda la familia se fue para el Chapare y allí se consiguió un Cato. Se hizo conocer como futbolista y gracias a su carisma ascendió a dirigente de fútbol en uno de los Sindicatos cocaleros y luego a Presidente de las seis Federaciones de cocaleros del Chapare, cargo que detenta hasta hoy.
Como dirigente cocalero instauro la práctica del bloqueo sistemático y por meses para debilitar al gobierno, paralizar el tránsito de los policías y facilitar el negocio de la coca, su procesamiento y transporte desde el Chaparesuyo (no nuestro, del Evo, pues es suyo) al mercado internacional.

En su estrategia comunista de poder, el Foro de San Pablo para el caso de Bolivia utilizó, no la lucha de clases, sino el racismo y la identificación étnica. Ellos eligieron al que Chávez llamaba Jefe Indio del Sur y lo posicionaron como icono indígena para encabezar su proyecto populista de dominación. Luego le enviaron entrenadores políticos, pero como dice Evo: no entiendo. Sin embargo, usando hábilmente su instinto empieza su trabajo desde el Chaparesuyo Cocalero, enamorando a los productores de coca, a las masas indígenas del país y luego a los trabajadores informales. El Foro con su oscura inteligencia y plata venezolana, consigue  hacerlo presidente y así ampliaron su área de dominio en Latinoamérica.

La enseñanza chapareña del bloqueo se constituye en una práctica cotidiana de los masistas: “Déjenlos sin comida” instruye el prófugo desde México y lo repite fielmente el dirigente cocalero Huarachi: “Les vamos a dar cátedra de cómo se hace un paro, un bloqueo, vamos a cercar La Paz”.

El peso de los votos y la con$ultoría comunista española de Podemos

Con el voto del 30% de la población que está asentada en el área rural de Bolivia se elige al 50% de los Diputados. El 70% de la población del área urbana elige el otro 50%. Por tanto el voto de una persona que vive en la ciudad equivale a un tercio del voto en zonas campesinas.
Fueron modificaciones a la ley electoral realizadas por el MAS, buscando favorecerse con el voto étnico y lo hizo con la a$esoría de expertos españoles con coleta, que apoyan a sus cómplices comunistas y les cobran muy bien en kilos de billetes verdes y en kilos de blanca. En eso son capitalistas.

El manejo del dinero por los capitalistas y los socialistas.

 En 1947 el Secretario de Estado, George C. Marshall, proponía un plan integral de reconstrucción para Europa, cuya economía e infraestructura después de la guerra mundial estaba totalmente destruida.
El año siguiente, 1948, el Congreso Estadounidense aprobó un plan de cooperación en el que se destinó una ayuda económica de 12.000 millones de dólares para la reconstrucción del continente europeo.
El paquete de ayudas estaba dedicado a la producción de materias primas, alimentos, fertilizantes, equipos, vehículos y en definitiva, al desarrollo de la industria de esos países.

Entre los años 2006 al 2019, gestión de Evo Morales, se gastaron 310.000 millones de dólares, es decir como 26 veces lo asignado en su momento para la reconstrucción de toda Europa, que funciono y para todos.
El paquete de ayudas masistas se destinó a comprar fábricas inservibles, museos, palacios, aviones, autos, helicópteros, canchitas de fútbol y en especial al enriquecimiento de la cúpula cocalera; funciono para los masistas y no así para los bolivianos.

Complicidad populista y apoyo Kitschnerista:

El argentino Adolfo Pérez Esquivel informó que ha postulado formalmente al expresidente de Bolivia, Evo Morales, para el Premio Nobel de la Paz.

Gracias al socialismo tendremos un premio nobel. Jallalla

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

FRENTE AL ODIO Y LA INCITACIÓN A LA GUERRA CIVIL; LA RAZÓN Y EL RESPETO POR EL SER HUMANO

Ovidio Roca

Evo no se lo esperaba, su hermano con quien compartió cuecas y guirnaldas de coca lo pilla en su asqueroso fraude electoral y lo denuncia; luego declara que su reelección no es un derecho humano sino un abuso contra la constitucionalidad y Evo no lo puede entender, pero siente que lo ha traicionado.

Sigue sin entenderlo, pero ante la presión nacional e internacional que lo identifica como un tramposo y además violador de los derechos humanos reacciona rabioso y renuncia; luego incita a sus huestes cocaleras para que salgan a las calles a sembrar el terror y el odio, usando el discurso del racismo, quemando casas, dependencias policiales, buses públicos, radio patrullas y todo lo que se cruzaba a su paso.

Diseñada por q’aras del Foro de San Pablo, la principal estrategia del MAS ha sido el uso político del racismo. Una estrategia diseñada para un país que tiene una rica y variada diversidad étnica y cultural y que se utiliza para el enfrentamiento, usando como Icono Indígena al Jefe Indio del Sur (como lo llamaba Chávez y luego Maduro) para conseguir la adscripción al régimen populista de esa gran población mestiza e indígena.

El populismo Latinoamericano es un gran Cartel Internacional de poder, basado en el uso de la demagogia para manipular a la población y los Carteles del narcotrafico como su base económica y logística. Asesores cubanos, venezolanos maduros y Guerrilleros de las FARC actualmente están incitando y dirigiendo en Bolivia las movilizaciones y emboscando y matando a los ciudadanos en varias carreteras del país.

Con gran habilidad los masistas cocaleros inventan historias y exaltan las emociones, de odio, frustración y racismo de sus huestes contra el resto de la población, la que es la culpable de su miseria y por tanto su enemigo.
Esto no es algo nuevo, en todas partes se usó y se usa diariamente el racismo para discriminar a las personas y obtener beneficios; se acude al color de piel o a una cultura diversa para excluirlas evitando así la competencia.
Con el MÁS y su Caudillo indígena este uso se ha extendido y agravado; el racismo les permite discriminar a todos los que se le oponen; a los indígenas contestatarios, a los q’aras y especialmente a los cambas; población tradicionalmente opositora al sistema centralista y estatista que ejerce el populismo cocalero.

En la elección del 20 de Octubre, durante el conteo de votos se usaron no las matemáticas de Baldor sino las del Linera. Es así que con burdas maniobras y matemáticas alineradas se produjeron resultados tan exagerados que son totalmente increíbles. El fraude se hizo evidente ante los ojos del mundo (menos de los populistas) y esa fue su perdición.

Ante la insurgencia de la ciudadanía liderada por los jóvenes, los Comités Cívicos y la denuncia del fraude realizada por la OEA, el masismo para resistir armo esta su guerra civil, cimentada en la carga de resentimiento y odio racial que había venido construyendo en procura de humillar, atemorizar y destruir a sus oponentes. Esta guerra la hacen a lo largo del país y también en las carreteras donde francotiradores masistas y de las FARC disparaban contra las caravanas de mineros, cooperativistas, ciudadanos de Potosí, de Chuquisaca de Cochabamba, que pretendían llegar a La Paz.

En el territorio independiente del Chapare, los cocaleros masistas salieron a quemar los puestos policiales y el Comando del Trópico de Cochabamba, de donde extrajeron documentos de investigaciones sobre narcotráfico y esto a gritos y llamados a una guerra civil contra los q’aras. De paso dejaron en cenizas el hotel Victoria Resort de un Senador opositor.

Todo esto lo hacen los masistas en defensa de su Jefe y pero sobre todo por  un deseo irrefrenable de poder e interés económico, en algo que ellos conocen bien: uso de los recursos públicos, coca, narcotráfico y contrabando desde y hacia Bolivia.

La base de las Sociedades Democráticas es la promoción de los valores ciudadanos, que son las normas que toda persona debe aprender y practicar para garantizar una convivencia armoniosa en sociedad; son normas como el respeto a los demás, la solidaridad y el apego a la ley.
Al MAS de cultura verticalista, nunca le intereso construir ciudadanía sino sindicatos y grupos corporativos. La ciudadanía les es ajena pues se trata de personas libres, con pensamiento propio, de diversos orígenes raciales y sociales que deciden convivir en un país y que valen cada una de ellas por sus valores personales, humanos y culturales y no por estereotipos étnicos, por lo que son difíciles de manejar.

Producto de esta herencia populista cocalera, viviremos por varios años un ambiente de confrontación y de odios, Necesitamos desmontar estas mentiras alineradas que exaltan las emociones y el odio y no se trata de imponer la razón sobre los sentimientos, sino utilizarla para cambiar nuestras emociones y la conducta y acciones que de estas se derivan.

ovidioroca.wordpress.com

 

, , ,

Deja un comentario