Entradas etiquetadas como ALBA

CORRUPCION Y DESPILFARRO POPULISTA, LA HERENCIA

CORRUPCION Y DESPILFARRO POPULISTA, LA HERENCIA

Ovidio Roca

Como nunca antes, en las dos últimas décadas y por todo el ALBA se extendió una dilatada marea de corrupción; la que vista a vuelo de “pajarito chiquitico” se la ve negra de petróleo, verde de coca y con potencia de “lava jato”. Son tremendas olas populistas que transportan valijas llenas  de blanca, de verdes y las entierran en narices, monasterios y paraísos fiscales.
A su vez, proliferan cada vez más las telenovelas y culebrones de terror, sexo y corrupción, en versiones chavistas, evozapatistas, kitchneristas, lulistas, las que son el diario vivir de estos pueblos adictos al populismo y ocupan el temor y la mente del pueblo.

Ahora cuando la marea de precios y negocios millonarios baja, queda el hambre y la miseria y la gente no tiene seguridad, ni que comer y surge entonces la anarquía y violencia. Es el legado del populismo en su periplo latinoamericano siglo 21.

Antes del ALBA y del Estado Plurinacional y durante los veinticinco años de gobiernos democráticos (1981 al 2005), los diferentes gobernantes bolivianos, manejaron  como presupuesto estatal cerca de 91.000 millones de dólares. En esa época los Presidentes tenían un periodo de gobierno de cuatro años y no había re-re-elección.

El actual gobierno por su parte en diez años, según informa la prensa, ha recibido y gastado más de 150.000 millones de dólares, gracias a una coyuntura de vacas gordas, a la que hay que sumarle un millonario endeudamiento.

Como los gobernantes no le hacen y poco le entienden a la producción, a la economía y la gestión pública, aunque mucho  a la demagogia; en su búsqueda de redito político le encomiendan al Jefe que además de viajar en Jet privado y jugar futbol, se dedique a  inaugurar proyectos.

Son proyectos impulsados por el gusto y capricho de los jerarcas y las jugosas comisiones. Así tenemos canchas de futbol de pasto sintético, obras monumentales en el pueblo del Jefe, Palacios fastuosos, inversiones en plantas de fertilizantes lejos del mercado, plantas separadoras de gases y líquidos que no operan, aeropuerto en el Chapare el tercero más grande (y Potosí?), fábricas de papel y otras en la capital cocalera del Estado Chapareño. Son todos proyectos truchos, que carecen de estudios serios de viabilidad, de oportunidad, de mercado, de tamaño y localización adecuada, lo que no es nada bueno.

La herencia para el país por este despilfarro, además de la pesada deuda, será un cementerio de empresas, miles de toneladas de chatarra oxidándose, sin embargo para los gobernantes y tucuimas son ganancias exorbitantes y cuentas en el exterior, producto de las comisiones recibidas de las empresas que con millonarios sobreprecios vendieron estos elefantes blancos. Esto nos muestra que aunque son pésimos en gestión, son expertos en corrupción.

Actualmente el peso del Estado en la economía es cada vez más grande y su manejo centralista y discrecional le otorga a los políticos una gran influencia en la economía, los contratos y el empleo; por lo que un verdadero cambio pasa por terminar con este estatismo, populismo y demagogia “social”; que es corrupto por definición y ensayar con la libertad económica y ciudadana, limitando el poder y el gasto del Estado y achicando así el campo para el totalitarismo y la corrupción de los políticos

La experiencia internacional nos enseña que a contramano de los populismos, los países que prosperan son aquellos que tienen instituciones; normas, costumbres, códigos y leyes que regulan las relaciones entre los particulares y entre los particulares y el Estado y donde existe la certidumbre de que se cumplen las leyes. Sobre esta base se crean las condiciones de crecimiento de largo plazo, pues reiterando una vez más: en una democracia, la tarea del Estado es dar seguridad jurídica y administrar eficientemente los recursos públicos, los que pertenecen a los ciudadanos y no a los gobernantes.

En conclusión, además de la perdida de institucionalidad y la moral ciudadana, estamos recibiendo una creciente deuda pública que pesara sobre la espalda de las próximas generaciones y los mantendrá en la miseria.

ovidioroca.wordpress.com

 

, , , ,

Deja un comentario

CUENTOS QUE LE CUENTAN A LA GENTE

CUENTOS QUE LE CUENTAN A LA GENTE

Ovidio Roca

A la gente le gustan los cuentos y por eso tienen tanto éxito y audiencia los saca suertes y los populistas. En nuestro país nos contaron el cuento del socialismo, el mismo cuento que se usó y se usa en todas partes para engatusar a las masas y que emociona especialmente a las audiencias de bajo nivel de ingreso y educación. Dependiendo del cuentista y del cliente se enfatizan cosas como comunitarismo, indigenismo, pachamamismo, patrióticas nacionalizaciones,  empresas públicas y  sobre todo, bonos y subsidios  que es lo que más gusta a la gente.

Los cuentistas también nos asustan con los relatos del coco neoliberal y nos cuentan de los exorticios y conjuros que hay que realizar para deshacernos de las empresas capitalistas y lograr la felicidad socialista. Para empezar hay que demonizar y joder a la empresa privada (la de los opositores no la suya que es buena) fuente de todos los males, aplicando avasallamientos a las propiedades de los otros, prohibiciones a las exportaciones (menos a la cocaína), controles de precios, veto a los transgénicos, terrorismo tributario, manejo de las normas laborales y un sin fin de trámites largos y onerosos que solo pueden ser facilitados previa propina que depende de la cara del pavo y por si acaso cualquier otra traba que perjudique las inversiones de los cochinos capitalistas. Como son gobierno, de yapa y para causar terror, acosan y amedrentan a los opositores y sus familias.

Detrás de todo este cuento, lo que finalmente buscan es dinero y poder. Poder sobre todo y sobre todos y esto lo hacen arrasando con todo lo que encuentran a su paso: bosques, aguas, tierras, minas, pueblo, indígenas, opositores y guiados por su afán de poder y dinero que es su única ideología.

Cada cuentista tiene su cato de coca o de poder; los del Chapare piensan en un estado cocalero autónomo, con aeropuerto internacional línea blanca, industria gasífera y de precursores, carreteras atravesando el TIPNIS hacia San Ignacio de Mojos y La Paz. También extender su territorio avasallando los  Parques y Reserva Naturales del Isiboro Sécure, Carrasco, Amboró, Chore y esto para ampliar los cultivos de coca y las fábricas de línea blanca. Para financiar estos negocios, usan la plata de los otros, bajo el mecanismo del  “le meto nomas” y palo al que joda.

Los otros plurinacionales, usando su cato de poder, incursionan en el cobro de comisiones por adjudicación de obras públicas, negocios inmobiliarios, contrabando masivo, transporte, pegas públicas y depositan su platita en los seguros bancos internacionales capitalistas. No por nada los Gobiernos de los países signatarios del Socialismo Siglo XXI han sido reconocidos como los campeones mundiales de la corrupción.

Mientras tanto, la economía nacional es cada es cada vez más extractivista, menos diversificada y de bajo nivel de desarrollo industrial y empresarial. A su vez la población, que aunque se caracteriza por ser emprendedora,  en su gran mayoría está poco capacitada y motivada para trabajar en una economía moderna y de producción competitiva, la que exige preparación tecnológica para poder progresar y por tanto tienen temor a un régimen y una economía que exija formalidades y destrezas.

En este ambiente  la población halla su solución para sobrevivir, en la informalidad; de aquí que gran parte de la gente tiene temor del cambio hacia una economía formal y un Estado democrático, que exija un orden jurídico y el cumplimiento de las leyes y peor aún, temen que cualquier gobierno que suba por elecciones no pueda soportar las presiones de los grupos de activistas y movimientos sociales, sindicatos, narcotraficantes, grupos armados y bloqueadores del régimen cocalero y que el nuevo Gobierno se desestabilice y caiga llevándonos al caos.

Como nada dura, ellos también se irán dejando tras sí una herencia maldita; fundamentos institucionales podridos de populismo, un Estado dividido étnicamente y desvinculado socialmente, ciudadanos que carecen de una cultura común compartida. El problema es que esto no se arregla retocando el tipo de cambio, las tarifas de los combustibles y servicios públicos o haciendo algunas correcciones en el sistema legal, sino que demandan un cambio sustancial de actitud y voluntad de construir un nuevo Estado, con democracia, educación, orden, responsabilidad social y ambiental.

Dejándonos de cuentos, en todas partes vemos que las sociedades solo progresan en un ambiente de estabilidad y seguridad jurídica, lo que permite invertir, innovar y diversificar la producción. En esta perspectiva los nuevos trabajos se orientan hacia la investigación y el desarrollo tecnológico, biotecnología, agroindustria, granjeros, manufacturas, artesanías, cadenas productivas, turismo, salud, cuidados de la tercera edad, medio ambiente, etc.

Todo nos señala que el futuro de los pueblos está en la economía del conocimiento y que los empleos requieren de cada vez mayor formación tecnológica, mientras que los trabajos rutinarios tienden a ser realizados por máquinas y computadoras; por lo que necesitamos educarnos y capacitarnos en ciencia, tecnología e innovación para encontrar trabajo y progresar y todo esto necesariamente en un ambiente de libertad y democracia, con alternancia de poderes y libres de repostulación y corrupción.

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

ECONOMIA PUBLICA Y PRIVADA, UNA PERSPECTIVA DESDE EL LLANO

ECONOMIA PUBLICA Y PRIVADA, UNA PERSPECTIVA DESDE EL LLANO

Ovidio Roca

Ufano y exultante, sube a su lujoso avión y al aterrizar en el aeropuerto lo espera su nuevo helicóptero con el que llega rápidamente a la cancha de futbol del pueblo; allí juega varios minutos, mete un gol y es vitoreado ruidosamente. Luego sube al auto para ir a servirse unas y frías y un platito con los amigos. Qué pena que el satelite Chino fue un cuento chino (aunque un buen negocio por las comisiones) y no pueda trasmitir su goles para su hinchada en el Chapare. Piensa luego, si mejor será ir a Irán, o quizá a Cuba antes que Fidel se muera. No vale la pena ir a Venezuela, pues ese Maduro es un estúpido y no tiene plata; nada que ver con Chávez; pero antes estará en Oruro entregando unas canchitas de pasto sintético.

Que sacrificada vida para este empleado del Estado, en su ardua pega de gastar la plata de los otros: Esto es la economía pública, y mejor dicho la apropiación de los recursos públicos por la burocracia.

Un trabajador privado sale temprano al trabajo, toma el colectivo y se pasa el día lidiando con los clientes y las llamadas de atención de su jefe. Su mujer lo pasó peor; primero ocupada en su trabajo y luego haciendo las labores de la casa; cuidando a los niños y buscando como hacer rendir el sueldo; si lo hace bien, a lo mejor se podrá comprar unos zapatos este mes: Esta es economía privada. Es decir generación de ingresos por el trabajo, la innovación y el emprendedorismo.

La percepción de las cosas y especialmente de la economía; es diferente desde el poder y desde el llano. Por esto y basados en su propia experiencia, las personas cuando ven la crítica que se hace a los burócratas porque no gastaron toda la plata del presupuesto, ya sea del Ministerio, de la Gobernación o de la Alcaldía; no terminan de entenderlo. Quizá por el eufemismo usado: “baja ejecución presupuestaria”.

El pueblo ve y se maravilla que en el sector público, gastar la plata de los demás es bueno y mientras más gastan mejor. Totalmente lo contrario de lo que ocurre en su vida, donde gastar irresponsablemente la plata ganada con el propio esfuerzo, no solo es malo sino peligroso.

Se habla del gasto, pero casi nunca se destacan los asuntos referidos a la prioridad y calidad de la inversión realizada, la viabilidad y pertinencia de la misma, el cumplimiento de los cronogramas y el precio competitivo de la inversión ejecutada, o parcialmente ejecutada y peor aún, pagada y no ejecutada.

En nuestro hogar si durante el mes logramos pagar las cuentas de los servicios básicos, si paramos la olla, si disfrutamos de algún evento familiar y además conseguimos ahorrar; es de maravilla. Nuestro indicador es el bienestar familiar y contar con una economía sana y un ahorro para las eventualidades, por eso cuando llegamos al fin de mes y hemos ahorrado algo podemos decir que todo está bien.

Por esto es imprescindible para el bienestar y progreso de la población, reencausar la economía pública, con un Estado mínimo, eficiente y sólido y con funcionarios idóneos y no el Estado populista que mientras más pegas públicas ofrece mejor y mientras más gastos realiza, mucho mejor. Así como exigimos que el cocinero sepa cocinar, el mecánico sepa arreglar los vehículos, debemos exigir que cada cargo público sea llenado por mérito, con funcionarios profesionales eficientes e idoneos para cada cargo.

Mientras que en la economía privada se obtienen los ingresos por el esfuerzo personal, la explotación de su propio capital o de la combinación de ambos. En la economía pública se obtiene los ingresos de los impuestos y el endeudamiento, que en nuestros países es cada vez más acelerado. Los burócratas populistas, viven y gastan el fruto del trabajo de los otros, a quienes sacan impuestos y cargan las cuentas de las deudas cada vez más abultadas en las espaldas de nuestros hijos y nietos.

En la vida y economía privada, los riesgos de una mala inversión y las pérdidas por mal manejo las tiene que asumir la persona responsable; mientras que el burócrata público no corre ningún riesgo y los fracasos de sus malas inversiones se los traspasan rápidamente al pueblo trabajador.

Es por esto y sobre todo en regímenes populistas, que todos aspiran a tener una pega en el gobierno, en las instituciones públicas, pues allí la melea es fácil y abundante. Como decían los cambas de antes, “es como melear en tacuara”.

ovidioroca.wordpress.com

Deja un comentario

DEL DISCURSO A LA PRACTICA ECOLOGICA, EN EL ESTADO PLURINACIONAL

DEL DISCURSO A LA PRACTICA ECOLOGICA, EN EL ESTADO PLURINACIONAL

Ovidio Roca

El Gobierno maneja un  discurso falaz y demagógico con respecto a la democracia, la libertad, la defensa de la madre tierra, del ecosistema y la defensa de lo indígena; pero en su práctica cotidiana hace todo lo contrario, lo que convierte su discurso en una verdadera pachamamada.

El Vicepresidente, declaraba: “En esta Cumbre Climática, Bolivia no debe nada, quienes deben al mundo es Alemania, Inglaterra, Francia, España, Italia, Estados Unidos, ellos tienen que cambiar, nosotros no tenemos que cambiar, nosotros somos cuidadosos de la Madre Tierra“.

Es más fácil culpar a otros, que reconocer que todos tenemos nuestra cuota parte en el ecocidio y que por tanto nos corresponde asumir nuestra responsabilidad, trabajar y dar soluciones y hacerlo conjuntamente con todas las personas y todos los países; pues el medio ambiente no tiene fronteras ni ideologías.

Nuestra realidad nacional muestra que en lo ecológico, antes y durante este periodo plurinacional, no hemos sido responsables y cuidadosos en preservar el bosque, la biodiversidad de plantas y animales y en consecuencia preservar el ciclo del agua y de la vida.

Según un estudio de la Red Amazónica de Información Socio ambiental Georreferenciada (RAISG) entre el 2000 y el 2013, se destruyeron en la Amazonía boliviana 10.400 kilómetros cuadrados de bosque. Y en los territorios indígenas, se perdieron 1.700 kilómetros cuadrados de bosque, en el mismo periodo.

Las principales causas directas de esta deforestación fueron: la ganadería, la agricultura mecanizada y la agricultura migratoria en pequeña escala, siendo la ganadería, la de mayor impacto negativo. Un grave problema y cada vez más extendido, es el desbosque masivo para cultivos de coca y la minería ilegal y la consiguiente contaminación de los ríos y acuíferos con los químicos usados para la fabricación de cocaína y la explotación minera.

El Gobierno, ante la actual caída de los ingresos nacionales por la baja de precios de los hidrocarburos y los minerales y en procura de conseguir a cualquier costa, más ingresos, más plata; ha decidido explotar los hidrocarburos en las áreas protegidas, reservas naturales y forestales, los parques y los territorios indígenas; sin respetar el ordenamiento legal, el medio ambiente y menos aún a los pueblos originarios, como lo vemos en el TIPNIS, el Amboró y el Choré.

El Presidente manifiesta que las denominadas reservas forestales “han sido creadas desde el imperio norteamericano y que ahora se pretende que sean intocables”. Y continua diciendo: “Nosotros tenemos la obligación de explorar qué tenemos, cuánto tenemos, en nuestro territorio. Es nuestra obligación el medio ambiente, pero no podemos ser guardabosques de los países industrializados. No es posible que algunas ONG’s algunas fundaciones manden o deciden a nombre de los pueblos indígenas”.

Y luego advierte: “Quiero decirles que ONG’s o fundación que perjudique la explotación de los recursos naturales se va a ir de Bolivia”.

Entre los reclamos “reaccionarios” que hacen las ONG; está la consulta previa para viabilizar proyectos con impacto ambiental en áreas protegidas; y para la exploración y explotación de recursos hidrocarburíferos en las reservas naturales y áreas protegidas del país, contar con la necesaria autorización de acuerdo a Ley. Es criterio del Gobierno que estos reclamos de las ONG: “son medidas reaccionarias y movidas por el imperialismo”.

En este ambiente de políticas y acciones antiecológicas y anti pueblos indígenas y sus territorios;  es que se realizó en Tiquipaya (Cochabamba), la Cumbre Mundial por el Medio Ambiente y por la Vida. Esto es una ironía, es otra Pachamamada.

Pero los dirigentes masistas, ante otro público y otro escenario, cambian de discurso y hablan de la preservación de la naturaleza y la defensa de la madre tierra; pero  persisten en la búsqueda de culpables externos, el imperialismo y no buscan soluciones y compromisos comunes y de cumplimiento obligatorio.

Aprovechando el espectáculo, Evo hace entrega un documento con diez puntos a las NNUU; para cuidar la Madre Tierra, la Pachamama y que dice lo mismo de siempre. En esencia, la gran propuesta es sustituir al capitalismo por un “modelo comunitario”, e identifica al capitalismo como el enemigo de la naturaleza: “Es una amenaza a la vida, porque prioriza la ganancia y porque genera pobreza”.

Olvidan que allí donde se implantaron sistemas socialistas: la URSS, la República Democrática Alemana, China, Cuba; además de matar y sojuzgar a la gente, se produjo una total destrucción del medio ambiente y la biodiversidad.

Sin embargo, del evento de Tiquipaya corresponde mencionar que la propuesta de crear un Tribunal Internacional de Justicia Climática, algo similar a La Haya, merece ser considerada e implementada.

Al parecer los masistas no se han enterado que internacionalmente se viene trabajando en la agenda 2030 a ser aprobada en la Cop21, la misma que se enmarca en el paradigma del desarrollo sostenible e incluye el concepto de los bienes de interés colectivo: la protección de los océanos, de la atmosfera y la biodiversidad. Incorpora y promueve los tres pilares del desarrollo sostenible y trata aspectos cruciales en términos de educación, vivienda, seguridad alimentaria, suministro de servicios básicos de desarrollo urbano, protección social y riesgos de catástrofes.

El documento preparado para la nueva agenda global, propone por primera vez la erradicación de la extrema pobreza para el 2030 y considera como ha venido afirmando la CEPAL, que el empleo digno y de calidad, es la llave maestra para alcanzar un desarrollo más inclusivo. El empleo formal debe avanzar juntamente con la industrialización y la innovación tecnológica para mejorar la productividad y la eficiencia en la  utilización de los recursos.

Tiquipaya, un nuevo evento, otro discurso y una nueva fotografía, y a continuar en lo de siempre; facilitando y manteniendo la informalidad, explotando los recursos naturales, destruyendo los bosques, las áreas protegidas y la biodiversidad, y todo esto con el afán de conseguir mayores ingresos, para más dadivas y mayor poder; como lo han hecho en estos últimos diez años.

No necesitábamos de tanto gasto y tanto show, para saber que hay que cambiar el modelo consumista actual y avanzar hacia un modelo de economía y naturaleza, sostenible. Pero no hacia la economía del Socialismo Siglo XXI que en realidad es populismo, capitalismo mercantil, estatismo; un modelo depredador de los recursos naturales y enemigo de la libertad; pues de hacerlo sería como saltar del rescoldo al fuego.

ovidioroca.wordpress.com

, , , , , ,

Deja un comentario

EL ARDUO CAMINO HACIA LA DEMOCRACIA

EL ARDUO CAMINO HACIA LA DEMOCRACIA

Ovidio Roca

El modelo populista del Foro de Sao Pablo, fracasó y se hunde en medio de la corrupción y el totalitarismo. Todas sus variantes; lulista, chavista, kitchnerista y evolinerista, no funcionaron. La aparente bonanza, fruto del repunte de las materias primas se viene abajo por la desaceleración mundial, y los países que permanecen con sus economías primarias, se quedan anclados en el extractivismo y el atraso.

Es por tanto la hora de retornar a la democracia y la economía del conocimiento. Democracia a la que se refería irónicamente Winston Churchill: “La democracia es el peor sistema de gobierno diseñado por el hombre; con excepción de todos los demás.”

Después de sufrir la peste populista, que debilita el cuerpo institucional y la moral ciudadana, retornar a la normalidad democrática es un proceso arduo y difícil. Es un largo camino que requiere de sacrificios, responsabilidad y trabajo, una difícil tarea; pero a estas alturas del partido donde la desesperación cunde en todas partes y las guerras religiosas se expanden en un planeta que ha entrado en un ciclo de desequilibrio antrópico y entrópico; es necesario emprenderlo con urgencia y con mentes y voluntades firmes y creativas.

Teorizar sobre la democracia es fácil, el problema es cómo empezar a consolidar el camino para su implementación, por lo que debemos prepararnos robusteciendo los cimientos de la nación; con una familia unida y sólida, una escuela con profesores morales y probos y una dirigencia política e institucional, creíble y con principios.

La Democracia se sustenta en la división e independencia de poderes donde; uno de ellos determina las reglas del juego: el poder legislativo; el otro las aplica: el poder ejecutivo y un tercero, dictamina si se han aplicado las reglas correctamente: el poder judicial. Cuanto más independientes son los tres poderes entre sí y menos relaciones oscuras haya entre ellos, mejor funciona el sistema.

Siguiendo el libreto del Foro de Sao Pablo, cada cuatro o cinco años, asistimos a un acto eleccionario, es el cumplimiento de un ritual que permite al gobernante proclamar que contamos con un régimen democrático y con esto la hipócrita burocracia internacional se da por satisfecha, y nosotros, “callaros nomas”.

Los regímenes populistas han distorsionado la democracia, y las elecciones se han convertido en una ficción, una tramoya. El órgano electoral que tiene a su cargo la convocatoria electoral y el registro y conteo de votos, esta manejado por el grupo gobernante y no solo eso; el Gobierno maneja también los órganos ejecutivo, legislativo y judicial y los mecanismos coercitivos, los que usa para desalentar cualquier intento de oposición. En esta falsa democracia se irrespeta a las minorías y no existe total libertad de información, opinión y derecho de la disidencia.

Actualmente los “astutos” innovadores bolivarianos y plurinacionales, están procurando eliminar esta pérdida de tiempo, cual son las elecciones, y quieren entronizar un gobernante vitalicio y con sucesión hereditaria. Se olvidan del dicho: “A los políticos y a los pañales hay que cambiarlos seguido…y por las mismas razones”, pronto hieden.

El gran sustento del gobierno actual, son los denominados movimientos sociales plurinacionales, los mismos que comercian e intercambian su apoyo político al régimen populista del que reciben prebendas, permisividad e impunidad. De esta manera, la democracia, que fue inventada para salvaguardar la paz interna y la libertad individual; con el populismo ha perdido su esencia y de “una democracia que busca la igualdad en la libertad, pasamos al socialismo y populismo que busca y encuentra la igualdad en la restricción y la servidumbre”.

Democracia no olvidemos, significa Estado de derecho, el imperio de la ley y no de la persona, y para ello, todas las acciones del gobierno están limitadas por el contrato social, con reglas establecidas y difundidas previamente; reglas estas que permiten prever con certeza la forma en que las autoridades utilizarán sus poderes de coerción y de esta manera, permite planificar la actividad individual. A su vez la democracia exige de los ciudadanos conocimiento, responsabilidad y trabajo.

En esencia de lo que se trata es de contar con un gobierno mínimo pero sólido, capaz de crear, generar y mantener un ambiente favorable de libertades, garantías y seguridad jurídica, para que prosperen las iniciativas y el trabajo fecundo de los ciudadanos.

La experiencia nos muestra, que donde no existen barreras al libre ejercicio de la iniciativa y el ingenio de las personas, el hombre puede satisfacer de una manera cada vez más amplia sus necesidades. Lo contrario podemos verlo en los países bolivarianos, los cuales con su ausencia de libertad, desprecio por el mercado, su pasión por la estatización o nacionalización de las empresas y de la enorme cantidad de regulaciones burocráticas, han ahogado a las empresas privadas y quebrado el sector productivo, generado con ello el mayor desabastecimiento de su historia. Esto se ve cotidianamente en Cuba y Venezuela y pronto en Argentina, Ecuador y Bolivia.

Los populistas y plurinacionales, que son expertos en gastar y sobre todo en cobrar comisiones, no saben y no les interesa saber, que lo primero es generar riqueza y para ello se necesita de trabajo y gestión pública eficiente y un ambiente de seguridad y estabilidad a largo plazo; que estimule el trabajo, la creatividad y la inversión. Es fácil gastar y regalar lo que no les costó y que otro generó.

En la democracia representativa y mediante el acto electoral, el pueblo delega su soberanía a los gobernantes electos por un tiempo limitado y para que ellos sean los agentes ejecutores de los términos del contrato social. Este mandato de representación a los servidores públicos, pierde su legitimidad desde el momento en que sus fines y proyectos no se corresponden con la voluntad e interés del pueblo; por lo que el contrato debería ser cancelado, por incumplimiento y pésima gestión.

Corresponde especialmente a los jóvenes, quienes heredaran el desastre plurinacional; asumir, atreverse, dar la cara y decir: este presente y el futuro es nuestro y queremos construirlo y manejarlo nosotros mismos y queremos hacerlo hoy, y vivirlo a nuestra manera; ustedes ya son el pasado.

ovidioroca.wordpress.com

Deja un comentario

PESADILLAS CON VACAS GORDAS Y FLACAS

CUENTO DE LAS MIL Y UNA NOCHES

El kalifa viene sufriendo de pesadillas que le atormentan y quitan el sueño y en la mañana cuando entra el Visir le comenta: anoche soñé con que las vaquitas estaban gordas y luego se pusieron flacas, por la falta de hojas verdes y se van a morir las pobrecitas.

¿No se trataría más bien de llamas u ovejas?, pregunta el Visir. No, esta vez eran vacas, eso es de las ovejas es de otro cuento, como aquel de la atada de las trenzas de los zapatos; puras mentiras, pues yo uso babuchas.

Como no estabas por aquí, continúa diciendo el Kalifa, consulte con el k’arapanza y él me dijo que el sueño vaticina que luego de un periodo de riqueza, entrabamos en la pobreza como en Venezuela y habría que ahorrar papel higiénico.

No le haga caso a ese chuqui, dice el Visir, creo que es neoliberal, ya lo pondremos en cintura. De todas maneras no hay de que preocuparse, hojas verdes hay en el chapare y si se mueren las vacas, las expropiamos de las colonias del oriente o del sur; mientras hayan hojas verdes, las vacas gordas no van a faltar.

, ,

Deja un comentario

ANÉCDOTAS Y DICHOS BOLIVARIANOS

ANÉCDOTAS Y DICHOS BOLIVARIANOS
Nuestros políticos bolivarianos, son muy creativos y por lo general bastante sinceros al realizar sus declaraciones públicas en cuanto a sus aspiraciones e intenciones. Y como todos ellos comparten el pensamiento único, es importante leerlas y releerlas para saber hacia dónde vamos.
PENSAMIENTO ÚNICO
“Dentro de la Revolución, todo; contra la Revolución, nada”. Fidel Castro

SOCIALISMO SIGLO XXI
“En la Argentina son todos socialistas con la plata de los demás”: Cristina Fernández.
EXTREMA FRANQUEZA Y VERBORRAGIA
Lula me dijo que, en Brasil: “la única manera de gobernar es sobornando a los legisladores para que voten los proyectos de ley”: José Mujica
“Esta vieja es peor que el tuerto”: José Mujica (haciendo alusión a Cristina Fernández y Néstor Kitschner)
PODER ABSOLUTO.
“Escúchenme bien. El Presidente de la República no es solo jefe del Poder Ejecutivo, es jefe de todo el Estado ecuatoriano, y el Estado ecuatoriano es Poder Ejecutivo, Poder Legislativo, Poder Judicial, Poder Electoral, Poder de Transparencia y Control Social, Superintendencias, Procuraduría, Contraloría”: Rafael Correa

REELECCIONES ANUNCIADAS:
“El año que viene yo estoy seguro que ustedes me van a reelegir presidente por seis años más. Y en 2019 que yo decía que me iba a ir, no me voy tampoco. 2019-2024, 2024-2030, para allá vamos con el favor de Dios y la Virgen”. Hugo Chávez.
EMULANDO AL JEFE
Siguiendo el pensamiento de Jefe comandante, Evo anuncia su cuarta reelección cuando dice: Patzi pretende usar la Gobernación de La Paz como un trampolín o como una escalera para llegar a una instancia presidencial. “Con ese tipo de autoridades tendría que luchar Evo Morales si es que llegaran a ganar en el departamento de La Paz. Lo único que pretenden es dañar a Evo porque ellos desde la Gobernación van a hacer campaña para ganarle al Evo en una elección presidencial”: Evo Morales

ANSIA DEL PENE

“Buscaremos escuela por escuela, niño por niño, liceo por liceo, comunidad por comunidad meternos allí, multiplicarnos, así como Cristo multiplicó los penes”: Nicolás Maduro.

DE FRENTE PAL CARAJO
Antes de morir y convertirse en pajarito chiquitico, el Comandante dijo: “Estamos al borde del abismo y daremos un paso al frente”. Hugo Chávez.
Maduro, el teórico del espacio-tiempo, declaro luego: “Cuando conocí a Chávez no dude ni un milímetro de segundo”, luego dio un paso al frente y mando a Venezuela al carajo.

ovidioroca.wordpress.com
Fuente: prensa digital, Google.

Deja un comentario

DEMOCRACIA PLURINACIONAL

DEMOCRACIA PLURINACIONAL
Ovidio Roca
Relato sobre las trágicas ocurrencias en la vecindad de cocalandia, comarca donde los dólares no crecen en los árboles pero si en los arbustos, esperando que nuestros nietos y bisnietos entiendan lo que nos sucedió y no debe repetirse.
Es muy común el deseo que alguien satisfaga nuestras necesidades en lugar de hacerlo con esfuerzo y responsabilidad propia; por eso escuchamos con satisfacción las promesas y ofertas de un futuro mejor (aun sin la seguridad de que estas serán cumplidas), pues la esperanza es siempre más atractiva que la realidad.
Esto nos ayudaría a explicar el por qué los pueblos eligen gobernantes populistas, maestros en endulzarles los oídos y también el por qué no quieren enterarse (pese a la experiencia propia y de los vecinos) que cuando se acaba la riqueza producida anteriormente, se acaba la fiesta. Poco les interesa adoptar y promover las prácticas y la cultura del trabajo, el ahorro y la creatividad propia de los países prósperos y productivos, aquellos donde quieren migrar luego en busca de mejor vida.
Una vez más la fiebre del populismo se extiende por Latinoamérica, con su versión sesgada de una democracia electorera y permanente reelección de sus caudillos. En Bolivia ocurre lo propio con su versión plurinacional, que se caracteriza además por su énfasis étnico, sindical y corporativo, y donde siguiendo el libreto se impone la masa con sus intereses inmediatos y se atropellan los derechos humanos e individuales.
En cocalandia, la anarquía y el estatismo conviven: por un lado grupos sindicales y corporativos que se manejan bajo sus propias normas y por otro; los dueños del Estado plurinacional burocrático y centralizado. Un tercer componente son las reducidas clases medias con ideas democráticas; ellos son más o menos liberales e individualistas pero carentes de organización y viven asediadas por el estatismo y el sindicalismo.
Esto tiene ocurrencia en un país de economía primaria y de bajo nivel tecnológico; extractivista y mercantilista, que no logro establecer una economía industrial y se maneja bajo un modelo económico dual, en el que conviven: emprendedores informales (viven al margen de las leyes) y cuya fuente de recursos se vincula con el circuito de la coca, el contrabando, el comercio informal, y por otro lado, quienes usan el estatismo para su beneficio (viven del Estado).
Todo esto en un Estado en el cual, con el producto industrializado del negocio cocalero se financia y facilita la economía informal de contrabandistas, chuteros, cooperativistas mineros, comerciantes y negociantes de toda laya, que se expanden por todo el país y allende las fronteras.
El grupo palaciego populista, de mestizos blancoides, maneja tanto el aparato del Estado como al presidente indígena, quien disfruta a lo grande de su rol. Los palaciegos con gran habilidad política y vinculación internacional, especialmente con el Foro de Sao Pablo, han copado y bastardeado las instituciones republicanas y las centralizan en manos del Ejecutivo; manejan el aparato del Estado y sus mecanismos de coerción y captación de recursos económicos y están absolutamente convencidos que son los propietarios de las instituciones y sus bienes, los que usan a su arbitrio. Una muestra de ello es que se informa oficialmente a la población que solo destinaran dineros, que son públicos, cuando las autoridades locales sean afines y tributarias al grupo de poder.
Esta percepción es aceptada y favorecida en el país por la generalizada creencia de la población, producto de la mentalidad estatista que ha prevalecido en el país; que quien asume, quien gana o compra una función pública, lo hace como propietario de la institución y sus recursos. No se percatan que en los países de democracia avanzada, las personas que ejercen los cargos públicos lo hacen como servidores públicos, funcionarios que son pagados por los dineros del erario nacional para administrar las instituciones con honestidad, eficiencia e idoneidad y en beneficio de la ciudadanía.
En su práctica gubernamental, el grupo de poder aplica siempre el mismo libreto; una política económica estatista, irracional y perniciosa y que funciona mientras existen recursos que gastar y gocen de las ventajas circunstanciales de los altos precios de las materias primas. Como verdadero gobierno populista, prometen falazmente una distribución igualitaria de la riqueza que no produjeron; contrario al liberalismo y el sentido común, que indica que los ingresos se producen y se ganan.
A su paso destruyen el sector productivo nacional, generando inseguridad para la propiedad privada; aplican mecanismos para controlar las exportaciones de las empresas; manejan la política cambiaria promoviendo el contrabando y desincentivando a los exportadores; expropian empresas, las burocratizan y las quiebran; hacen inversiones con grandes sobreprecios en proyectos mal diseñados y peor localizados y solo guiados por las comisiones y algún interés regional, por lo general cocalero. Con todo esto, se afecta a las empresas productivas, se incentiva la informalidad y se destruye la producción.
Como producto de esta nueva realidad económica y política, actualmente se encumbran en conflictivo equilibrio, dos grupos sociales; los indígenas aimara quechua y el grupo mestizo palaciego. El mito de lo indígena lleva al Presidente a afirmar en sus declaraciones internacionales: “en Bolivia mandamos los indios”. Una afirmación errónea, pues debería decir: aquí manda un grupo palaciego blancoide y algunos mestizos aimaras asimilados que los sirven.
Los ideólogos plurinacionales manipulan la opinión pública: con las mayorías indígenas usan el discurso indigenista y con prebendas captan a los movimientos sociales y grupos de interés corporativo para afirmar su poder. Hacen crecer una burocracia estatal donde los más incompetentes son los que administran las empresas e instituciones y a su vez, como parte de la estrategia de control territorial, el gobierno cocalero moviliza desde los andes hacia las llanuras a grupos de colonizadores “mitimaes aimaras y quechuas” para ampliar su dominio territorial, político y económico sobre las regiones mestizas del oriente.
Para manipular a los indígenas, los ideólogos populistas usan hábilmente el mito del presidente indígena, muy conveniente en un país de mayoritaria raigambre aimara y quechua y con el cual muchos se sienten representados y reivindicados. Se trata además de un líder que surge desde las bases sindicales, de una realidad económica emergente, la de los Sindicatos y Federaciones de cocaleros, el nuevo poder económico de los grupos informales que son mayoría en el país.
A continuación, los emborrachan de pachamamismo y para ello en los actos oficiales que se realizan cotidianamente, utilizan prácticas ritualistas, culturalistas y folclóricas (fruto del sincretismo de lo aimara y quechua con lo occidental) y así vemos, para la foto, a la nueva oligarquía indígena andina con vestidura presuntamente autóctonas y el infaltable sombrero europeo, que asumen erróneamente como marca de lo indígena.
Como todos los populistas, sufren de la alucinación del presente, por la que piensan en términos lineales y no ven las consecuencia más allá del aquí y ahora, o quizá no les importe, pues como alguien dijo en Francia, “después de mi el diluvio”.
Hasta ahora y en Bolivia, este modelo populista que algún llunku llama Evonomics o el milagro boliviano, ha funcionado gracias a anteriores decisiones de inversión y actuales altos precios de los hidrocarburos y materias primas; más el hábil uso que hacen del Presidente Morales, un icono que expresa con gran éxito los mitos, deformaciones y falencias del país y que los ideólogos populistas manejan a su arbitrio.
Después vendrá el diluvio y si queremos preservarnos y sobrevivir necesitamos construir una alternativa, un gran “arca” democrática y ahí precisamos de las universidades, los intelectuales, los políticos honestos y sobre todo de la ciudadanía democrática, para generar un gran alternativa al populismo cocalero y evitar el desastre anunciado.
ovidioroca.wordpress.com

, , , , , ,

Deja un comentario

EL DISCURSO Y EL MENSAJE

EL DISCURSO Y EL MENSAJE
Ovidio Roca
Nuevamente en campaña electoral, pues los populistas una vez en el poder consideran que democracia son elecciones truchas y pare de contar. Libertades, derechos civiles y políticos, separación y equilibrio de poderes, gestión eficiente, son pendejadas.
Una campaña electoral que se realiza bajo el nuevo paradigma comunicativo; como nos lo explica Pablo Iglesias, el exitoso populista español: “El 95% de un liderazgo es un dispositivo audiovisual”.
Por eso el discurso populista se caracteriza por su abstracción y su contenido emocional cargado de imágenes; esto porque se trata de un plan comunicacional y de ninguna manera una propuesta objetiva de gobierno; con lo que su poder de convencimiento es mucho mayor.
Los populistas en Bolivia posicionaron un icono indígena, el mismo que en su discurso expresa el sentimiento de revancha, las promesas de bienestar a manos del Estado y los consabidos epítetos para invalidar y satanizar a sus adversarios. Luego en el gobierno impusieron un proyecto que gira alrededor del caudillismo, intervencionismo y estatismo.
Como Estado Pluri Multi que se respeta, en cada región del país el discurso de los actores políticos expresa a su manera, el modelo del Estado que pretenden y que tiene que ver con la manera como cada uno de ellos se relaciona y percibe la vida y el ejercicio del poder. Esta percepción está fuertemente vinculado con su práctica social, sus costumbres, modo de vida y conocimientos de su grupo social.
En Bolivia los actuales dirigentes oficialistas vienen principalmente de dos vertientes: del campo indígena y sindical y de los progres criollos. El diseño de la receta comunicacional y de poder estuvo a cargo de las ONG europeas; la petrochequera de Venezuela; la inteligencia Cubana a modo de la Stasi y el Club Foro de Sao Pablo. En este diseño se usó eficazmente el indigenismo y el estigma de la discriminación para consolidar su poder, y con ello lograron posicionar exitosamente el icono Evo, que expresa el ascenso social de los grupos indígenas y sindicales.
Es importante mencionar que el Centro de Estudios Políticos y Sociales (CEPS) una fundación española progre radicada en Valencia, fue el que elaboro las reformas constitucionales de Venezuela, Bolivia y Ecuador, además de prestarles permanente asesoría; cobrando por supuesto de la petrochequera venezolana. Pablo Iglesias el exitoso populista español de PODEMOS, es un connotado miembro del CEPS.
Evo, inicialmente descubierto y malcriado por Filipo, repite luego el discurso preparado por estos asesores, bajo monitoreo del Vicepresidente. Pero cuando Evo improvisa, salta su verdadero ser, el del dirigente sindical, y como ya está posicionado el Icono, se pueden aceptar ciertas licencias que expresan el sentir del caudillo y le dan el sabor criollo.
Si revisamos cualquier día la prensa, podemos ver como el sindicalista Evo expresa con claridad su percepción de los que es la democracia y las leyes, y este es un mensaje reiterativo. Revisemos algo que apareció en estos días:
“Es importante la parte legal, es importante la parte técnica pero cuando estamos sometidos a una legalidad estarías con las manos amarradas, de verdad yo pequeños y medianos proyectos le meto aunque sea ilegal, después los legalistas que legalicen, sólo esté seguro que no están robando, métalo compañero Carlos (Villegas) por qué hay que tener miedo, hay que cerrar la inversión y así”. Evo.
“Nuestro vicepresidente dice que ahora ya no deciden los “Chicago boys”, sino los “Chuquiago boys”. Yo digo: ahora aquí ya no mandan los gringos, aquí mandan los indios. Es la verdad, nosotros decidimos políticas económicas con nuestros profesionales”. Evo
De lo anterior podemos colegir los inconvenientes con los que se enfrentan los partidos liberales y democráticos, cuando buscan hacer discursos y propuestas de cambio hacia una sociedad plural y democrática, construida con responsabilidad, trabajo, horizonte de futuro; pues para estas pendejadas programáticas no hay mercado popular y emocional. Y esto yo lo hemos leído en las calles con eslóganes como: “no queremos realidades, queremos promesas”, y estas promesas deben se mágicas, en un mundo donde el Líder toma las decisiones, nos alimenta y además (mientras no nos metamos en política) nos permite nuestras peculiares licencias: contrabando, coca, chuteros y tucuimas.
Necesitamos un nuevo discurso y este debe estar en manos de los jóvenes, esos jóvenes, que como refería José Ingenieros, “son quienes no tienen complicidad con el pasado”. Jóvenes libres de ataduras para convencerse y convencer de la necesidad de trabajar y construir un país con futuro.
ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

DEL PROCESO DE CAMBIO AL PROCESO DE RECAMBIO

DEL PROCESO DE CAMBIO AL PROCESO DE RECAMBIO

Ovidio Roca

El gobierno del MAS tomo el poder apoyado por mucha gente que estaba cansada  por el desorden y los bloqueos y que luego votaron por el bloqueador buscando encontrar tranquilidad. Con esa misma lógica, ahora que menudean los asaltos y asesinatos asociados a la droga, podría pensarse que deberíamos votar por los criminales, así nos dejan en la paz del señor (RIP).

Sabemos que gran parte de la población se siente satisfecha con la actual bonanza económica y aunque algunos pesimistas anuncian el fin de la misma nadie quiere creer en ello. Y pese a que proliferan cada vez más los asaltos y asesinatos, como son menos que en Méjico y Venezuela, tampoco da para preocuparse.

El empresariado nacional por temor y por ganancias, apoya al gobierno pues tiene miedo de lo que puede ocurrir con un gobierno débil, que al aplicar los ajustes para reconducir la economía, no pueda controlar la reacción de los movimientos sociales, grupos corporativos y narcotraficantes, que también están satisfechos y no desean un cambio de régimen.

Pipieta, pedagogo cruceño enseñaba que la letra entra con palmeta y guasca y aunque algunos cuestionan el método, lamentablemente la realidad enseña que el ser humano y la sociedad necesita sufrir las mayores penurias, los peores desastres económicos y sociales de manos de los caudillos populistas, antes de entender lo erróneo de la receta.

Una receta, que el “proceso de cambio” utiliza eficientemente para destruir el Estado Republicano y sustituirlo por el estado plurinacional, bajo un pluri modelo sindical, feudal y corporativo, donde cada caudillo maneja su propia ley y justicia en sus pequeños feudos territoriales y gremiales.

Para la exportación, el régimen masista mantiene una fachada de Estado democrático, que es mera escenografía y mascarada, y que el público internacional acepta sin inmutarse mientras no afecte directamente a sus intereses, y así vemos instituciones internacionales insulsas, que solo sirven para engordar burócratas como el guatón, que avalan abusos y crímenes de los gobiernos albanicos.

Cuando desaparece el Estado de Derecho, el país ingresa a la lista de estados forajidos, aquellos que no garantizan el respeto de los derechos humanos, la seguridad jurídica, económica y física de sus ciudadanos y se constituyen en refugio de carteles y mafias internacionales donde proliferan los asesinatos y crímenes, como lamentablemente ocurre en algunas regiones de México.

Son buenos en ofrecer, gastar y repartir pero no en generar riqueza y trabajo y cuando viene la debacle no toman las necesarias medidas de ajuste al sistema de subsidios y el gigantismo del sector público por ser impopulares, y al contrario ofrecen aún más bonos y dadivas de manera de mantener contentos a sus militantes y los movimientos sociales, que viven bien a costa de los demás. Como siempre se culpa de la crisis económica a los imperialistas y a cualquiera que sirva como chivo expiatorio.

Cuando finalmente la crisis se hace imparable, toman vacaciones y dejan el gobierno dejando un verdadero caos económico, institucional y moral, de modo que cuando el nuevo gobierno trate de arreglarlo (en época de vacas flacas y sin contar con los recursos que los anteriores malgastaron) se genera una reacción de la gente acostumbrada a las prebendas, con lo que permite a los populistas afirmar que su política económica generaba el bienestar, olvidándose que vivieron de los buenos precios de las materias primas, la coca y el feroz endeudamiento.

Es la “crónica de una muerte anunciada”, como diría Gabo, pero a quien le importa. Seguro que no pensaran lo mismo nuestros nietos.

ovidioroca.wordpress.com

, , , , , , ,

Deja un comentario