Archivo para la categoría Estado Plurinacional Cocalero

EL DESAFIO DE RECONSTRUIR LA ECONOMIA E INSTITUCIONALIDAD NACIONAL

Ovidio Roca

El populismo es una enfermedad moral que se ha virilizado en las poblaciones latinoamericanos, destruyendo las instituciones, la economía y sobre todo la dignidad humana, pues la población considera que no puede valerse por sí misma y que necesita del Estado populista para que le satisfaga sus necesidades.  Mientras más larga es la enfermedad, más larga y complicada es la convalecencia, el cuerpo esta deteriorado, las defensas bajas y los ánimos por los suelos; la sociedad domada y domesticada, mueve la cola y pide al amo bienes gratuitos de educación, salud, seguros de vejez; pide avanzar para que todos seamos iguales, pero de manos de una burocracia estatal y no como fruto de la libertad y el esfuerzo individual.

El populismo actúa como una droga y genera adicción, es como el tabaco, el alcohol, la cocaína, el crack y cada una más fuerte que la otra, por lo que cuesta mucho salir de su adicción.

En estos días hemos visto la reacción de la población, en Ecuador, en Chile y también en la Argentina, ante la eliminación de subsidios de la gasolina y del transporte, esto nos muestra que cualquier decisión que afecte los costos básicos de vida de la población, como tarifas de transporte y gasolina subsidiada, los exacerba y ellos explotan.

Da mucho que pensar, que en uno de los países de mayor nivel de ingreso y menor nivel de pobreza de Latinoamérica, como es Chile, las protestas por el alza de unos centavos en el billete del metro hicieron explotar un sentimiento de frustración de una ciudadanía que se siente al margen de la senda de desarrollo y que reacciona de forma salvaje contra todo y contra todos. Se observó en las calles masas exaltadas que no respetan al prójimo ni a sus propiedades y los queman, roban y destruyen. Ha desaparecido el respeto a la autoridad; una autoridad que a su vez no se hace respetar y tampoco hace respetar las leyes y a los ciudadanos.
Seguramente detrás de todo esto hay grupos populistas de interés internacional y una ideología impulsando este estallido; una que cree que el Estado liberal es el enemigo, que la democracia es represora y que ve la propiedad privada como una fuente de problemas.

Al contrario de este modelo populista y que está arraigado en la mente de la masa, los liberales demócratas apuestan a la persona, a la libertad y proponen soluciones bajo el modelo de economía de mercado: Una economía competitiva y con un mínimo de regulaciones para liberar la capacidad de innovación de la gente; un tipo de cambio monetario equilibrado, un bajo nivel de endeudamiento, sistema tributario y gasto público reducido y sin déficit fiscal ni financiero. Se postula como valores ciudadanos, que trabajar por tener una mejor calidad de vida es lo justo y necesario y que la cultura ciudadana entiende y acepta que existen derechos y obligaciones; que todo tiene su costo y que la vida en sociedad exige responsabilidad, respeto a las leyes, a las personas y al fruto de su trabajo.

El problema es que en la mentalidad populista no entra para nada el “principio de la escasez”, del que deriva el concepto de costo. Un costo que nadie quiere pagar. Macri intento aplicar en argentina una economía de mercado y además afirmó que en su gobierno no se robó ni se abusó del poder. El problema es que en su gobierno para comer había que laburar, mientras que en la receta populista, “Kristina roba, pero para comer, no hay que laburar”. Los argentinos son adictos al peronismo, a veces intentan escapar pero pronto vuelven al vicio, hasta el Papa no puede dejarlo.

Por tanto aplicar en estos nuestros países una cura económica de tipo liberal, sería casi imposible por la resistencia de la gente adicta al populismo. Una experiencia boliviana nos muestra que en la época de la UDP (años ochenta), cuando la crisis llego al extremo la inflación se comía los salarios  y dejo a la gente apabullada y dispuesta a aceptar soluciones dolorosas con tal de salir del problema. En ese momento se necesitó y se encontró un Estadista con ideas claras y con la fortaleza para aplicar medidas de shock a un paciente que estaba tan desesperado que acepto aguantar los dolores de la cura. El paciente se curó pero luego de varios años (2006) llego una peste castrochavista y el pueblo se infectó nuevamente de populismo.

Actualmente vivimos en una nueva sociedad, la sociedad de la tecnología y la información donde todos estamos conectados y mal o bien informados, pero seguimos gobernados con normas ya agotadas y que no responden a estos tiempos ni a los intereses y motivaciones de las actuales generaciones. Nos enfrentamos a un mundo globalizado, otros problemas, otras realidades y otra mentalidad de la población, por lo que se necesitan nuevas soluciones. Sin embargo existe poca preocupación de los dirigentes políticos para entender y satisfacer las necesidades de esta nueva era y esta nueva ciudadanía.

Ahora se necesita rápidamente una cura, hay que buscar un buen Doctor y una nueva y mejor receta. Varios países la encontraron; se trata de ir, ver, aprender y luego aplicarla de acuerdo a las características del paciente, pero sin dudar; también se puede preguntar a la Señora Google o a Siri.
ovidioroca.wordpress.com

 

, , ,

Deja un comentario

DIFICILES PERSPECTIVAS PARA EL PAIS BAJO EL MODELO POPULISTA

Ovidio Roca

Los desajustes en cualquier economía son problemáticos y peor aún en países que se encuentran debajo del nivel de pobreza; países de economía extractivista que llegaron tarde a la industrialización y cuya población es amansada con subsidios y empleos estatales, mientras otros sobreviven con autoempleos informales de bajo nivel tecnológico.

Los políticos populistas son expertos en el discurso y no se preocupan de la economía, de la producción, de los costos, ni de aumentar la productividad; ellos le meten nomas y gastan todo lo que pueden y como diría el Evo, alguien proveerá y así se gastan las reservas internacionales, se endeudan y sobre todo siguen mintiendo, ofreciendo la felicidad masista.

Después de 14 años, la herencia real que nos deja el masismo es la de una economía quebrada, informal y cocalizada; la agudización del racismo, el enfrentamiento campo ciudad, una institucionalidad destruida y un pueblo con una arraigada cultura populista.

El dato que los políticos populistas no quieren reconocer es que en economías pobres, extractivistas y dependientes del precio de las materias primas, no se pueden mantener estos niveles de subsidio sin endeudarse, sin emitir moneda inorgánica y por lo tanto al gobierno populista que por su ideología no apuesta al trabajo y la producción, solo le queda la represión, pues la gente ya no acepta perder sus prebendas y menos aún con la diaria constatación de que la administración del Estado en manos de los populistas, es además de corrupta, ineficiente.

Cuando se agudizan las crisis, los dirigentes populistas se ven obligados a cambiar de enfoque, pues ya no tienen los recursos para seguir con los subsidios e inversiones dispendiosas e intentan buscar otras opciones diferentes a lo que venían aplicando. Esto implica romper con compromisos políticos anteriores: recortar la inversión pública, congelar pensiones y reconocer la necesidad y urgencia de reducir prebendas hasta entonces consideradas auténticos logros de su gobierno, como los bonos y subsidios, sistema público de salud gratuito y el de pensiones sin aportes y en el caso boliviano y países chavistas, la permisividad con la economía de la coca y el narcotráfico.

El problema es que las nuevas Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) han posibilitado que aun las poblaciones pobres estén interconectada mediante el Internet y reciban permanentemente el mensaje y las imágenes de un mundo “desarrollado” presa del consumismo. Cuando los latinoamericanos se comparan con esos países ricos, se sienten frustrados por no acceder a los lujos que ven en las noticias y tampoco a los servicios básicos de educación, salud, seguridad y transporte y lo peor es que no avizoran una salida para lograr sus aspiraciones de una mejor vida, tanto por el rumbo actual de la economía de sus países y menos cuando observan a sus dirigentes políticos por lo general incapaces y corruptos. Por tanto buscando tener al menos la esperanza de vivir medianamente como ricos y “sin tener que laburar”, caen en la trampa y aceptan ser engañados por las promesas e ilusiones que le ofrecen los populistas.

Cuando se acaba la plata y los subsidios, la gente reacciona desesperada exigiendo sus derechos y el gobierno aumenta sus mecanismos y grupos de represión por lo que la gente se amotina; pero pasa un tiempo y no logran nada y se siente vencida y huye desesperada a cualquier parte. Esta película la hemos visto muchas veces con escenarios y actores diversos: cubanos, venezolanos, nicaragüenses, los que angustiados buscan como sobrevivir en otros países. Muchos quieren ir al paraíso capitalista gringo, pero ya no los están dejando entrar.

Reconstruir el país y la sociedad que dejará el MAS, va a requerir de un duro trabajo y de largo aliento. La Argentina lo intentó con errores, pues no se atrevió a cortar por lo sano la infección populista, de modo que el pueblo de cultura peronista decidió volver al Kristinismo y lo consiguió. Su argumento es: “Cristina robaba pero teníamos para comer. Hoy tenemos que laburar día a día para tener algo”,  lo que termina de configurar lo peor de una mentalidad populista. Como dato, en la argentina dos tercios de la población viven del Estado y un tercio tiene que laburar para mantener al resto.

De continuar el masismo proliferará la coca y el narcotráfico y los carteles internacionales del narcotráfico se apoderaran del país y  “el sol se va a esconder, la luna se va a escapar y todo va a ser tristeza para nosotros” y además habrá violencia, muerte, hambre y miseria.

Lo que queda evidente en nuestro país, es que bajo el masismo la situación de la economía nacional se presenta catastrófica y que si el próximo Gobierno es un gobierno democrático y responsable, tendrá que cargar con esta explosiva herencia; una herencia nefasta a la cual hay que buscarle soluciones. En nuestra historia pasada se ha visto gente desesperada que se amotina y logra apoyo de parte del ejército y policía, consiguiendo la expulsión de los gobernantes y en algún caso lo han colgado en la Plaza Murillo. La historia nos lo dirá; si sobrevivimos.

ovidioroca.wordpress.com

 

 

, , ,

Deja un comentario

RECORDANDO LA ÉPOCA EN LA QUE  SE LEÍAN LIBROS GRUESOS

Ovidio Roca

Analistas internacionales, haciendo coro al gobierno populista cocalero, califican de exitoso su modelo de economía; ven un país con economía estable y una población abastecida y feliz; pero no analizan el contexto, su origen y las posibilidades de su sustentabilidad.
A fuer de ser repetitivo vale la pena contar este su origen, sus bases y sustento.

El Ministerio de la Verdad masista y el cuento de la nacionalización

Permanentemente El MAS hace gala del éxito económico de su gobierno gracias a la nacionalización de los hidrocarburos, que no realizó, y se olvida mencionar el arduo trabajo, inversiones y negociaciones realizadas por los gobiernos anteriores para encontrar y vender el gas.
Durante muchos años con mucho esfuerzo y poca plata se trabajó para ubicar los campos de hidrocarburos, perforar los pozos, cuantificar y certificar las reservas; se negoció contratos con los compradores Argentina y Brasil donde el precio del gas está vinculado al del petróleo y se los suscribió; también se construyeron los gasoductos hasta las fronteras.

En resumen: se encontró el gas, se perforaron los pozos, se firmaron los contratos y se construyeron los ductos para transportarlo y el MAS recibió todo esto en bandeja. Luego recibió también algo que les cayó de arriba; el alza como nunca visto de los precios de los hidrocarburos y minerales. Como dato el año 2005 el precio del petróleo bordeaba los veinte dólares y al año siguiente empezó a subir hasta llegar a los ciento cuarenta y se mantuvo así durante ocho años; El año 2013 bajó el precio y ahora está alrededor de los sesenta dólares por barril, de todas maneras tres veces más que los anteriores veinte.
Otro elemento de su bonanza, pero esta vez de autoría propia del masismo, es la pujante economía de la coca y el narcotráfico, que financia a los contrabandistas que abastecen al mercado interno de todo tipo de bienes  y alimentos.

Hablando de libros y autores, grandes genios de la literatura en sus novelas vaticinaron el futuro bueno o malo de las sociedades, entre ellos: Julio Verne, Aldous Huxley y George Orwell; éste último con su novela 1984.

Si revisamos el cuento de la economía masista y de la nacionalización de los hidrocarburos, tantas veces comentado, vemos que sigue fielmente el formato mencionado en esa famosa novela de Orwell, 1984.

El Ministerio de la Verdad al que se refiere Orwell, está a cargo del Licenciado Alberich quien utiliza como método dialectico el “doblepensar” y la principal función de este Ministerio es contar cuentos, realizar la reescritura de la historia, su falseamiento e inventar nuevas historias. También se fabrican maniobras envolventes, nacionalizaciones exitosas, videos pluritemporales, verdades envolventes, elecciones truchas con ánforas que suman, restan y multiplican votos a gusto y sabor del Gran hermano; en fin se trata de vender la idea de un pueblo feliz, que ama a sus gobernantes  y otras vainas.
Se utiliza profusamente la neolengua con la que se expresa que la “verdad” se entiende en el mismo sentido de explicar que 90 x 3 = 180, cuando la situación lo requiere. Dicho en neolengua: Con la receta Castrochavista que sigue el Gobierno  masista se solucionó el problema de la desigualdad; en Venezuela se hizo a todos pobres y en igualdad de miseria.

El Ministerio tiene también una gran galería subterránea, que contiene inmensos incineradores donde los documentos son destruidos luego de que se reinventan los mitos y se reescribe la historia.

De continuar con el actual gobierno masista y con este modelo populista cocalero, se llevará al país a cumplir el triste destino cubano y venezolano, por lo que si queremos sobrevivir como sociedad democrática y como pueblo debemos derrotarlo en forma legal y esta aseveración, no es en neolengua sino en palabra de honor.

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario

MODELO ECONÓMICO POPULISTA COCALERO CUANDO LA PLATA SE ACABA

Ovidio Roca

Nota: Recordando las clases de economía en la UAGRM, donde tenía como compañeros a un colla y a un cara de colla. Un relato de la crisis del modelo populista cocalero y su hundimiento en tiempos de cambio.

En una de esas múltiples declaraciones de campaña que le preparan; Evo destacó demagógicamente el crecimiento económico sostenido de Bolivia, con políticas de inclusión social, de redistribución de la riqueza a través de bonos sociales, el fortalecimiento de la demanda interna y la acelerada reducción de la extrema pobreza y pidió a la población reflexionar acerca de la situación que viven los países vecinos a los cuales retornó el neoliberalismo (Chile, Brasil, Uruguay, Perú, Ecuador) con numerosas reformas económicas y sociales que afectan a los más pobres. Cada quien ve la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio.

Si revisamos las críticas a la política económica liberal que hace Evo, podemos ver lo que a criterio del Gobierno populista es bueno y adecuado. “En sus planes (los neoliberales) presentaron racionamiento y reestructuración de la inversión pública. Sustituir el extractivismo, que significa, cerrar las minas, cerrar el sector hidrocarburífero y eso es volver al pasado, claro ese grupo político viene también de quienes empezaron a privatizar desde 1995 o 1985 y la historia se repite y todos los programas podemos revisar”… “Los opositores Plantean suprimir la inversión de proyectos que no dan renta económica al Estado (…) esa forma de programa qué quiere decir, que no va a haber inversión pública”.

En consecuencia podemos ver que es bueno para el MAS: no racionalizar la inversión publica, mantener el extractivismo e invertir en proyectos que no son rentables.

El modelo económico del gobierno populista cocalero, de esencia centralista, estatista y extractivista, para tener tranquila a la población usa de los subsidios y entre ellos el de la gasolina; un modelo que funciona mientras haya plata.

A su vez el Gobierno fiel a su modelo ideológico, en lugar de alentar el incremento de la producción chantajea y desalienta a los emprendedores y les restringe o prohíbe las exportaciones, mientras como Estado realizan inversiones en empresas no viables ni rentables a las que luego el próximo Gobierno tendrá que buscarles una solución.
En estos últimos años el Gobierno ha recibido (sin haberlos generado) los ingresos más altos de nuestra historia y los ha malgastado. Ahora tenemos el déficit público más alto de Latinoamérica y que oscila por encima del 8% del PIB y como consecuencia se produce una caída constante de las reservas internacionales.
El endeudamiento es creciente y  se tiene un exagerado gasto corriente, el que es urgente reducir para disminuir el déficit fiscal y esto implica reducir la burocracia del gobierno y de las empresas públicas sobredimensionadas y quebradas.

Como consecuencia el próximo gobierno heredará graves problemas, entre estos una deuda externa de 10.747 millones de dólares, más del doble que la que teníamos el 2005 cuando llegó a 4.935 millones de dólares.

El masismo cuando estalle la crisis, para cubrir los déficits según nos dicen los analistas, adoptaría las siguientes alternativas dentro de su lógica populista, aunque sin dar soluciones y más bien complicar el problema:
1.-Seguir gastando las Reservas Internacionales Netas (RIN).
2.- Aumentar la Emisión monetaria.
3.- Dejar de pagar los aportes laborales de los funcionarios públicos a los Fondos de Pensiones.
4.- Gastarse la plata de los Fondos de Pensiones, con lo que los jubilados y bonosolistas quedan jojo.
5.- Emitir papeles o bonos del Tesoro General para financiar gastos en proyectos inviables, ilusiones que el Gobierno gusta ofrecer al pueblo, mientras se queda con las comisiones y sobreprecios.

Luego el MAS siguiendo el ejemplo castrochavista, aumentará la represión y usara a los movimientos sociales, la policía y el ejército para amedrentar a la población. Por lo demás dejará que la cosa fluya, que la coca circule y los carteles del narcotráfico prosperen y luego vendrá la hecatombe, la inseguridad y ciudadanos salir corriendo, como ahora los venezolanos, buscando quien los acoja y sin saber cómo sobrevivir.

ovidioroca.wordpress.com

 

, ,

Deja un comentario

LA FARRA POPULISTA Y LA RESACA DEL DIA DESPUES

Ovidio Roca

Declaración obvia en lenguaje políticamente incorrecto: “Para salir de situaciones difíciles debemos estar dispuestos a realizar grandes esfuerzos y sacrificios”. SNCHY.

Mientras estamos de farra no podemos percibir los graves problemas de la economía cotidiana. Todo parece bien; la coca-cocaína genera dólares para los contrabandistas que abastecen con todo lo necesario a los mercados de consumo, así que no hay desabastecimiento ni presión por divisas ante el Banco Central.

Por principio, el MÁS deja fluir esta economía informal y también la ilegal, por lo que nadie toca ni molesta a los cocaleros, excepto a los de Yungas. Las empresas estatales deficitarias se financian con deuda que alguien tendrá que pagar. Las FFAA controlan las fronteras pero solo para frenar el contrabando de importación a los no afiliados. Nadie pone freno a las cooperativas mineras que explotan oro en el Amazonas asociados con empresarios chinos. El sistema de extorción al que están sometidos los empresarios legales por los organismos gubernamentales de impuestos, autorización de exportaciones y el INRA, es permanente y desincentiva la inversión.

Como consecuencia del estatismo, la regulación y los altos impuestos la gente tiende a evadir el control estatal y mantenerse como informal. Este sector de baja calificación y mayoritario poblacionalmente, es muy activo y dedica mucho esfuerzo para ganarse la vida en al comercio al detalle, el contrabando, las artesanías y la prestación de todo tipo servicios.

 

Desde el 2008 se mantiene fija la tasa de cambio del dólar, lo que abarata las importaciones y encarece las exportaciones, por lo que estas últimas no pueden ser competitivas. Se tiene crecientes déficits fiscales y comerciales que actualmente están en torno al 7-8% del PIB, lo que produce una rápida caída de las reservas internacionales, mientras sigue creciendo la deuda interna y externa. Muy pronto, cuando se agoten los activos en dólares se generará una grave inflación y todo esto se complica aún más cuando se acaba el gas que dejaron los anteriores gobiernos y también la racha de buenos precios internacionales para las materias primas.

Esta es una situación que será insostenible en los próximos años y que exigirá acabar con la farra populista, arreglar los destrozos institucionales y del aparato productivo y pagar las cuentas; pero sin gas, sin reservas y con vecinos que complicaran la exportación de cocaína y el ingreso de dólares, lo que será muy difícil de manejar.

Lo previsible es que el día después de las elecciones, el próximo gobierno tendrá que enfrentar el desastre económico y con una población que vive de la informalidad, del empleo público, de los bonos y subsidios y que no aceptará medidas de ajuste con lo que empezarán los bloqueos y quemas, como aquellas famosas del Evo Chapareño.

Es común en Latinoamérica que los populistas destruyan y se roben el país y que luego otros tengan que arreglar el desastre. Y esto tendrán que hacerlo en contra de la opinión de los subsidiados y prebendados que no quieren afrontar la realidad de que los presupuestos no se balancean con bloqueos, con consignas, ni con piedras, sino con amargas medidas de austeridad y planes concretos para aumentar los ingresos. De inicio para balancear un presupuesto deficitario se requiere de austeridad y trabajo; una significativa reducción del gasto público y aumento de los ingresos y eso es trabajo y producción. Cuando una persona está gravemente enferma puede aceptar una intervención quirúrgica u optar por un mate con miel, y de acuerdo a lo que decida tiene la probabilidad de sanar o la seguridad de morir; la opción es clara.

Si queremos salir adelante, es necesario cambiar el discurso y la práctica populista, el Estado tiene que promover a los emprendedores, tiene que darles seguridad jurídica y dejar de aplastarlos con tantos impuestos dejándolos desarrollar su capacidad de innovación.
Las medidas urgentes que piden los productores  para salir adelante son: Una profunda reforma tributaria que incentive al emprendedor, una modernización de la legislación laboral, disminución de la burocracia y del gasto público en los tres niveles de gobierno e incorporar la economía nacional al mundo.

Y ahora quien podrá defendernos!!. El Chavo no puede, pues está actuando sin su gorra, en su nuevo papel de presidente en México aunque ahora con poco éxito.

ovidioroca.wordpress.com

, ,

Deja un comentario

INCENDIOS EN LA CHIQUITANIA; LA PACHAMAMA Y LOS MATRICIDAS

Ovidio Roca

El interés electoral y demagógico prima sobre la aplicación de la norma técnica de beneficio ciudadano”. SNCHY

Algunos servidores públicos y para quedar bien con sus jefes, han calificado de discriminatorio y regionalista el pedido ciudadano de desalojo de los ocupantes ilegales de tierras en la Chiquitania, dando un sesgo político e ideológico a algo que es legal y con base científica. Lo que  en realidad se busca es el respeto del ecosistema, del buen uso y respeto a las tierras y del medio ambiente y esto en salvaguarda de nuestra supervivencia.
No se trata de discriminar entre cambas y collas, sino de cumplimiento de la ley, pues el Gobierno desconociendo a la Gobernación y los Municipios otorgo tierras que por su vocación y por disposiciones legales del PLUS no pueden ser utilizadas para uso agrícola y peor aún, tierras que son intangibles por ser Parques, Reservas Naturales y TCO.
El Artículo 298 de la Constitución Política del Estado, parágrafo dos, numeral 38, indica que una nueva ley de tierras debe delegar a las autoridades autónomas (Gobernación, municipios e indígenas) la distribución de las tierras fiscales. !!! Que hicieron al respecto, durante todos estos años los Parlamentarios autonomistas!!!.

En Cabildos multitudinario realizados en varios Departamentos del país, los ciudadanos bolivianos preocupados por la destrucción de los bosques, el ecocidio y la destrucción de la madre tierra que producirá  el cambio climático y afectara el futuro de sus hijos, exigieron abrogar las leyes y D.S. que aprobaron los desmontes en la chiquitania.

Los Dirigentes del Comité Cívico pro Santa Cruz han solicitado específicamente el desalojo de los colonos asentados ilegalmente en tierras de la Chiquitania y también que se juzgue a quienes autorizaron esta entrega que produjo la quema de millones de hectáreas de bosques por estas dotaciones, en suelos que no son aptos para la agricultura y especialmente en los Parques Naturales, Áreas Protegidas y TCO, generando con ello un ecocidio masivo de plantas y animales.

En los años noventa, preocupado por el mal uso que se daba a las tierras CORDECRUZ con apoyo de la GTZ de Alemania, investigo y elaboro el Plan de Uso del Suelo para el Departamento (PLUS). Con él se reglamentó el uso y protección de los suelos, bajo la lógica que éstos deben ser utilizadas de acuerdo a su vocación o como se dice, de su capacidad de uso mayor. Usar las tierras para usos no compatibles con su vocación y capacidad no es bueno para nadie, salvo para los politicastros y especuladores.

El 21 de septiembre de 1995 se aprobó el PLUS mediante D.S. No 24122 y el año 2003 se lo hizo mediante Ley de la República Nº 2553.
Este Plan establece los usos autorizados para las tierras del Departamento y por su parte los Municipios hicieron lo propio y a mayor detalle en su territorio, incorporando sus particularidades, resguardando su paisaje y creando Áreas protegidas municipales, Áreas de preservación e incentivando el establecimiento de Reservas Privadas de Patrimonio Natural (RPPN).

Está claro que el buen uso de las tierras no está en la lógica de los matricidas pachamamistas del MAS y la entrega de tierras a los colonos en territorio cruceño y oriental sin conocimiento de la Gobernación y los Municipios autorizando su chaqueo y quema, es una estrategia de colonización y sustitución poblacional y de captura de votos para las próximas elecciones.

Desde que el MAS tomo el poder ha acarreado a Santa Cruz, a Pando y al Beni, cientos de miles de colonos (mitimaes) para consolidar su dominio sobre el territorio oriental, con la estrategia racista de contar con el voto de esas comunidades andinas y mantenerse indefinidamente en el poder.

La Fundación Tierra publicó que en Santa Cruz entre el 2006 y 2016, sólo el 4% de los beneficiarios de la dotación de tierras fiscales fueron indígenas del oriente, el resto fueron entregadas a la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB) y a la Confederación de Interculturales de Bolivia de procedencia andina.

Dicen que así nomás había sido y la pregunta es ¡!hasta cuándo!!. El principio de subsidiariedad nos indica que un asunto debe ser resuelto por la autoridad (normativa, política o económica) más próxima al objeto del problema por lo que el cuándo, será el momento en que los ciudadanos tomen responsabilidad de su destino en un Régimen Federal.
Los impuestos deben cobrarse en los niveles Municipales y dar participación a los niveles Departamentales y Nacionales. La dotación de tierras fiscales cumpliendo las normas de uso del suelo debe ser de competencia Municipal y así por delante, como lo prevé la Constitución.

ovidioroca.wordpress.com

 

, , , ,

Deja un comentario

TENEMOS QUE VOTAR CON RESPONSABILIDAD Y EN DEFENSA DE NUESTROS INTERESES COMUNES Y DE LARGO PLAZO

Ovidio Roca

Después del desastre populista causado por el masismo en nuestro país, el siguiente gobierno y esperamos que sea un gobierno democrático, tiene que lidiar con una economía y una institucionalidad destrozada y tendrán que hacerlo sin plata; por tanto tendrá que ser con “piense”. El problema es que alguna población borracha de populismo, quiere seguir con la farra y no está dispuesta a apretarse el cinturón y trabajar.

Tenemos un ejemplo de esto, aquí  al lado en la Argentina; ellos intentaron curarse de la peste populista y confiaron en Macri pero él no se animó a cortar por lo sano el bodrio Kitchnerista, la enfermedad populista y arreglar de una vez el desastre económico y social heredado. Intentó hacer algo pero aplicando paños tibios y estas medidas no pararon la infección y tampoco gustaron a nadie y menos a los millones de nuevos empleados públicos del Kitchnerismo, a los millones de jubilados sin haber aportado un solo peso, a los “dueños” de las empresas públicas quebradas y a todos esos que tienen miedo a perder sus prebendas. Y por lo que se ve venir en la próxima elección la Kristina será en los hechos la Presidente.

Este es el escenario político económico que se nos avecina, pues nosotros también venimos aplicando la misma receta castro chavista. Entre tanto la oposición boliviana en lugar de buscar la unidad y de trabajar en mejorar sus propuestas y preparar sus equipos, sigue destruyéndose mutuamente.

En nuestra vida cotidiana cuando vamos a contratar a un cocinero, un plomero o cualquier servicio, lo primero que hacemos es averiguar si sabe de su oficio y si es una persona de confianza, pues lo vamos a dejar entrar a nuestra casa. Sin embargo cuando vamos a elegir un Presidente o un asambleísta; servidores públicos a quienes vamos contratar y pagar para que administren el Estado en el cual vivimos, no lo hacemos y así nos va. Olvidamos que el próximo mes de Octubre estamos convocados para la elección de un Presidente quien manejara nuestra nación y afectara nuestra economía y nuestro futuro y cuya tarea no es hacer discurso y promesas sino conducir un país. Debemos por tanto elegir a un Estadista con capacidad, carácter y las ideas claras y acompañado de  un equipo idóneo, pues tiene por delante la dura tarea para reconstruir el país y para esto se debe tener un plan y un programa de lo que hay que hacer y cómo hacerlo.

Tenemos que enfrentar graves problemas heredados de la mala gestión que realizó el masismo y que nos deja instituciones corrompidas, un alto nivel de gasto público, una excesiva e incompetente burocracia y un déficit fiscal creciente, atraso cambiario, alto endeudamiento interno y externo, tarifas de los servicios públicos artificialmente bajas y una extendida economía informal vinculada al narcotráfico. Arreglar todo esto exige de una serie de medidas que a la gente no le gusta, por eso es importante entender y el explicar la grave situación como se reciben los negocios del país, para que la gente entienda y el desafío y trabajo que se tiene por delante. Solo un político dijo la dura verdad a los ciudadanos; Winston Churchill, cuando expreso: solo les puedo ofrecer: blood, toil, tears and sweat (Sangre, esfuerzo, lágrimas y sudor) y salvó al país y al mundo del nazismo.

Nos enfrentamos a decisiones muy importantes que definirán el rumbo de nuestra vida, por lo que es necesario unir nuestras voluntades y unir nuestros votos para derrotar al populismo. En los próximos días debemos revisar las encuestas sobre intención de voto y teniendo en cuenta estos datos, los candidatos que no tienen chance deben renunciar a su postulación y exhortar a sus seguidores a votar por el candidato que tenga más posibilidades y nosotros los ciudadanos debemos votar por éste candidato y así derrotar al populismo cocalero.

Si no tenemos el candidato ideal votemos por aquel que nos permita salir del populismo cocalero y exigir al Presidente electo que constituya un  equipo de Gobierno con la gente más calificada del país y para ejecutar un programa liberal y democrático. Los miembros de este equipo deben ser elegidos por sus méritos, para que con responsabilidad, idoneidad y pensamiento propio trabajen por el futuro del país y no esté preocupados como los mediocres, en hacerle zalemas al jefe.

Critican los masistas que algunos ciudadanos y partidos opositores bajo el concepto de voto útil llamen a votar por Mesa, aunque este no goza de sus simpatías; un argumento es que se trata de elegir entre un eccema y el cáncer; el eccema se cura con jabón de lejía y unto con sal, mientras el Cáncer es con radio y quimioterapia, mucha plata y mucho tiempo.

Por tanto debemos votar para derrotar la dupla ilegal, pues solo de esta manera podremos parar el desastre que significaría un nuevo periodo masista, incapaz, corrupto y usurpador y restaurar la democracia y el Estado de Derecho.

Luego de las elecciones y si gana la opción democrática, esta deberá trabajar en la reconstrucción de la institucionalidad y el sistema productivo, y tendrá la permanente oposición y boicot del régimen cocalero y narcotraficante, pero como contraposición tendrá un gran apoyo internacional y del pueblo democrático.
En caso de que continúe el masismo, este podrá usar el narcotráfico como fuente de financiamiento, pero tendrá fuerte resistencia de los vecinos afectados por este tráfico ilicito y el Gobierno masista al igual que el de Cuba y Venezuela, será sancionado y bloqueado por la comunidad internacional, por lo que el pueblo boliviano seguirá sufriendo las penurias por la ineficiencia y abusos del régimen y el impacto del aislamiento internacional.
Nadie en su sano juicio confiaría en entregarle por ejemplo a Evo, Kristina o Maduro, su plata para que vaya al mercado a realizar las compras del día y las del locro o el puchero; pero muchos se animan a dejarles la presidencia, administración y dirección de un país. Misterios de la política que cuestan muy caro.

ovidioroca.wordpress.com

 

,

Deja un comentario