Archivos para 27 septiembre 2019

TENEMOS QUE VOTAR CON RESPONSABILIDAD Y EN DEFENSA DE NUESTROS INTERESES COMUNES Y DE LARGO PLAZO

Ovidio Roca

Después del desastre populista causado por el masismo en nuestro país, el siguiente gobierno y esperamos que sea un gobierno democrático, tiene que lidiar con una economía y una institucionalidad destrozada y tendrán que hacerlo sin plata; por tanto tendrá que ser con “piense”. El problema es que alguna población borracha de populismo, quiere seguir con la farra y no está dispuesta a apretarse el cinturón y trabajar.

Tenemos un ejemplo de esto, aquí  al lado en la Argentina; ellos intentaron curarse de la peste populista y confiaron en Macri pero él no se animó a cortar por lo sano el bodrio Kitchnerista, la enfermedad populista y arreglar de una vez el desastre económico y social heredado. Intentó hacer algo pero aplicando paños tibios y estas medidas no pararon la infección y tampoco gustaron a nadie y menos a los millones de nuevos empleados públicos del Kitchnerismo, a los millones de jubilados sin haber aportado un solo peso, a los “dueños” de las empresas públicas quebradas y a todos esos que tienen miedo a perder sus prebendas. Y por lo que se ve venir en la próxima elección la Kristina será en los hechos la Presidente.

Este es el escenario político económico que se nos avecina, pues nosotros también venimos aplicando la misma receta castro chavista. Entre tanto la oposición boliviana en lugar de buscar la unidad y de trabajar en mejorar sus propuestas y preparar sus equipos, sigue destruyéndose mutuamente.

En nuestra vida cotidiana cuando vamos a contratar a un cocinero, un plomero o cualquier servicio, lo primero que hacemos es averiguar si sabe de su oficio y si es una persona de confianza, pues lo vamos a dejar entrar a nuestra casa. Sin embargo cuando vamos a elegir un Presidente o un asambleísta; servidores públicos a quienes vamos contratar y pagar para que administren el Estado en el cual vivimos, no lo hacemos y así nos va. Olvidamos que el próximo mes de Octubre estamos convocados para la elección de un Presidente quien manejara nuestra nación y afectara nuestra economía y nuestro futuro y cuya tarea no es hacer discurso y promesas sino conducir un país. Debemos por tanto elegir a un Estadista con capacidad, carácter y las ideas claras y acompañado de  un equipo idóneo, pues tiene por delante la dura tarea para reconstruir el país y para esto se debe tener un plan y un programa de lo que hay que hacer y cómo hacerlo.

Tenemos que enfrentar graves problemas heredados de la mala gestión que realizó el masismo y que nos deja instituciones corrompidas, un alto nivel de gasto público, una excesiva e incompetente burocracia y un déficit fiscal creciente, atraso cambiario, alto endeudamiento interno y externo, tarifas de los servicios públicos artificialmente bajas y una extendida economía informal vinculada al narcotráfico. Arreglar todo esto exige de una serie de medidas que a la gente no le gusta, por eso es importante entender y el explicar la grave situación como se reciben los negocios del país, para que la gente entienda y el desafío y trabajo que se tiene por delante. Solo un político dijo la dura verdad a los ciudadanos; Winston Churchill, cuando expreso: solo les puedo ofrecer: blood, toil, tears and sweat (Sangre, esfuerzo, lágrimas y sudor) y salvó al país y al mundo del nazismo.

Nos enfrentamos a decisiones muy importantes que definirán el rumbo de nuestra vida, por lo que es necesario unir nuestras voluntades y unir nuestros votos para derrotar al populismo. En los próximos días debemos revisar las encuestas sobre intención de voto y teniendo en cuenta estos datos, los candidatos que no tienen chance deben renunciar a su postulación y exhortar a sus seguidores a votar por el candidato que tenga más posibilidades y nosotros los ciudadanos debemos votar por éste candidato y así derrotar al populismo cocalero.

Si no tenemos el candidato ideal votemos por aquel que nos permita salir del populismo cocalero y exigir al Presidente electo que constituya un  equipo de Gobierno con la gente más calificada del país y para ejecutar un programa liberal y democrático. Los miembros de este equipo deben ser elegidos por sus méritos, para que con responsabilidad, idoneidad y pensamiento propio trabajen por el futuro del país y no esté preocupados como los mediocres, en hacerle zalemas al jefe.

Critican los masistas que algunos ciudadanos y partidos opositores bajo el concepto de voto útil llamen a votar por Mesa, aunque este no goza de sus simpatías; un argumento es que se trata de elegir entre un eccema y el cáncer; el eccema se cura con jabón de lejía y unto con sal, mientras el Cáncer es con radio y quimioterapia, mucha plata y mucho tiempo.

Por tanto debemos votar para derrotar la dupla ilegal, pues solo de esta manera podremos parar el desastre que significaría un nuevo periodo masista, incapaz, corrupto y usurpador y restaurar la democracia y el Estado de Derecho.

Luego de las elecciones y si gana la opción democrática, esta deberá trabajar en la reconstrucción de la institucionalidad y el sistema productivo, y tendrá la permanente oposición y boicot del régimen cocalero y narcotraficante, pero como contraposición tendrá un gran apoyo internacional y del pueblo democrático.
En caso de que continúe el masismo, este podrá usar el narcotráfico como fuente de financiamiento, pero tendrá fuerte resistencia de los vecinos afectados por este tráfico ilicito y el Gobierno masista al igual que el de Cuba y Venezuela, será sancionado y bloqueado por la comunidad internacional, por lo que el pueblo boliviano seguirá sufriendo las penurias por la ineficiencia y abusos del régimen y el impacto del aislamiento internacional.
Nadie en su sano juicio confiaría en entregarle por ejemplo a Evo, Kristina o Maduro, su plata para que vaya al mercado a realizar las compras del día y las del locro o el puchero; pero muchos se animan a dejarles la presidencia, administración y dirección de un país. Misterios de la política que cuestan muy caro.

ovidioroca.wordpress.com

 

Anuncios

,

Deja un comentario

ELEGIR ENTRE POPULISMO, COCA Y DICTADURA; O DEMOCRACIA, TRABAJO Y LIBERTAD

Ovidio Roca

Ahora hay dos caminos…volver al pasado o seguir con nuestro proceso; así de sencillo para entender la política y pensamiento en nuestra querida Bolivia”. La proclama del Evo desde su Palacio.

Extrañamente cuando se va a elegir a quien gobernara un país, nadie se preocupa de la viabilidad de su Programa de Gobierno, ni se pregunta si el candidato sabe leer y entiende lo que lee; si tiene capacidad y la suficiente fortaleza de carácter para tomar las decisiones difíciles en el campo económico, social e institucional; si tiene honestidad y firmeza como para no robar ni dejar robar y cumplirlo; si tiene capacidad para entender las interrelaciones con la economía y política y el cambio tecnológico mundial; así como la dinámica de cambio de este nuestro planeta aquejado por la crisis poblacional y ecológica; y fundamentalmente si cree en los valores democráticos y de respeto a la ciudadanía.

En las próximas elecciones tenemos dos caminos como señala el Presidente y debemos elegir entre dos modelos de Estado y de gobierno: O dejamos en el pasado el proceso de cambio; un Modelo populista, estatista y cocalero; o avanzamos con un Modelo democrático, de mercado y libertad, hacia un futuro mejor para nuestros hijos y nietos.

El modelo populista cocalero es el que venimos sufriendo desde el inicio del gobierno masista y con nefastos resultados; este modelo llamado proceso de cambio, es centralista y absolutista y tiene bajo su mando y control a todas las instituciones del Estado: el poder legislativo, judicial, electoral y las instituciones de seguridad como policía y fuerzas armadas y usando discrecionalmente los recursos públicos realiza inversiones en industrias y empresas, generalmente fallidas, de todo tipo. Un Estado centralizado, estatista y corrupto que practica una economía extractivista que se basa no en la modernidad, el conocimiento y las nuevas tecnologías, sino en la búsqueda de más gas, petróleo y minerales y con la coca como sustento.

Ellos recibieron hace trece años la despensa llena y tapeque surtido para rato, pero se lo robaron y lo dilapidaron; ahora sin plata la cosa será muy difícil, pues cuando la  plata se acaba los gustos y regalos también, por eso nos estamos híper endeudando y  vendiendo al país y esto no es sostenible, pues luego habrá que pagar y vendrán los chinos a cobrar sus préstamos.

El modelo de Estado democrático que postula la oposición; con separación e independencia de poderes; un estado regulador con economía de mercado, donde la iniciativa privada es responsable de la producción y de la inversión tal como lo señala Hayeck: “El Estado debe ser rector, regulador y vigilante de la actividad económica, pero no inversor, la sociedad debe llevar a cabo la actividad económica en el país pues las inversiones estatales resultan ser ineficientes”.

Además del Programa de Gobierno; para gobernar  se necesita un Gerente (un Estadista) y el Equipo ministerial que lo va a administrar, munido de las capacidades para cada función de gobierno. Y así como evaluamos un profesional cuando vamos a contratar algún servicio (mecánico, cocinero, albañil), debemos hacerlo con los candidatos pues van a administrar el Estado y nuestro destino, por lo que tenemos que preguntarnos y evaluar: Qué modelo de economía y de gobierno sigue el candidato; si tiene formación profesional, si ha mostrado y tiene carácter para lidiar con la crisis y asumir decisiones difíciles; si tiene capacidad y genera confianza para atraer equipos de gente idónea para la gestión del Estado y no solo ll’unkus del jefe; si tiene valores y principios éticos que nos garanticen un manejo honesto de los recursos públicos y que le pertenecen a todos; además necesitamos analizar quienes son sus amigos y compinches en el campo internacional y cómo anda la libertad y la economía en los países de esos su amigos.

Es fundamental tanto el modelo económico y político que se postula, como Programa y el Gerente que lo ejecuta. En nuestra vecindad tenemos los ejemplos de lo que resulta con la aplicación de cada modelo y tipo de gobierno, es cuestión de ver el trágico resultado en Venezuela y el buen desempeño de Chile.

El plan económico y de gobierno adecuado para la actual coyuntura, bajo un modelo democrático liberal, debería contemplar la reducción del gasto público, la simplificación y reducción tributaria, la reforma monetaria, reforma laboral, respeto a la propiedad privada, libertad económica de trabajo y de exportación. El fundamento del plan debería terminar con la cultura de los bonos y subsidios y empezar con la cultura de la innovación y del trabajo y con la construcción de un Estado descentralizado caminando hacia una Democracia Republicana Federal, con respeto a la historia e idiosincrasia de cada pueblo y de cada Departamento.

En los próximos años tendremos que enfrentar una desastrosa situación económica y social y para enfrentarla y superarla necesitamos contar con los mejores Gerentes y Estadistas, evitando caer en el error que señala SNCHY: “Para jugar un partido de fútbol se selecciona a los mejores jugadores, pero para gobernar un país se elige a presidentes caudillos, que se rodean de los mejores ll’unkus y amarraguatos”.

Decía Herbert Hoover, irónicamente: “Bienaventurados los jóvenes, porque ellos heredarán la deuda nacional”. Ayer vimos la movilización mundial de los jóvenes por el cuidado del medio ambiente, el próximo mes los jóvenes bolivianos deben elegir a quienes puedan ofrecerles construir juntos, un futuro mejor y sostenible.

ovidioroca.wordpress.com

 

 

, ,

Deja un comentario

EL AUGE GOMERO Y SU IMPACTO EN LA REGIÓN DEL NOROESTE BOLIVIANO

Pilar Mendieta Parada

Entre los pioneros que llegaron a la zona del noroeste boliviano a fines del
siglo XIX se encontraban muchos cruceños. Por ese entonces, Santa Cruz no ofrecía  posibilidades de crecimiento económico por lo que el descubrimiento de la goma se convirtió en una posibilidad de generar riqueza. Los sectores de propietarios cruceños que habían hecho del azúcar su principal producto de exportación empezaron a ser relegados por el ferrocarril y el contrabando peruano por lo que se vieron obligados
a buscar otros horizontes.

Los pioneros más importantes en una primera etapa fueron Antonio Vaca Diez, Antenor Vásquez, Nicanor Gonzalo Salvatierra y Augusto Roca.
Otros ya se encontraban en la zona desde los tiempos de la explotación de la quina y a raíz de la crisis de la producción de este producto, se vieron en la necesidad de migrar hacia la extracción de goma.

En Bolivia, la producción de la goma elástica (1870-1920) hizo que el territorio de la Amazonía boliviana se viera afectada por una nueva realidad socioeconómica que la introdujo en el contexto internacional a través de una economía extractivista de enclave donde nombres como los de Augusto Roca, Antonio Vaca Diez, Nicanor Gonzalo Salvatierra y especialmente Nicolás Suárez se hicieron famosos.
La incorporación de este territorio a la economía de exportación se caracterizó por las iniciativas privadas ya que, a pesar de los esfuerzos estatales, la vida económica no estuvo acompañada de una fortaleza de la representación del Estado, tal como habría sido necesaria, lo cual dejó su colonización a pioneros llegados desde La Paz, Beni y Santa Cruz.

Los primeros pioneros empezaron a incursionar en la región amazónica
boliviana a raíz del declive de la economía extractiva de la quina. En los últimos años de la década de los sesenta el padre Jesualdo Maccheti en su diario de viaje reporta ya la presencia de siringueros y la existencia de precarias barracas en las riberas de los ríos. Algunos autores aseveran que fue Nicolás Suárez, el futuro rey de la goma, quien en sociedad con Augusto Roca instaló en 1871 un almacén en Reyes
desde donde comenzaron a comercializar la goma. Las primeras barracas fundadas en el río Beni fueron las de los cruceños Antenor Vásquez y Antonio Vaca Diez

Deja un comentario

MIENTRAS NO SE QUEMEN LOS VOTOS TODO VALE

Ovidio Roca

Notas previas sobre el incendio chiquitano:

Evo bombero: “No se puede entender hermanas y hermanos, algunos grupos están pagando a los jóvenes para que vayan incendiar y echarnos la culpa”.

Corresponsal de Radio Riavé: “Se ha visto en el área de los incendios de la Chiquitania, a un viejo choco con jopo que estaba repartiendo dólares”.

Somos parte del ecosistema tierra y todo lo que hacemos bueno o malo afecta al todo. Ahora hemos ingresado a un proceso de cambio climático y esta vez causado por la especie humana que ha crecido de manera agresiva y que por su destrucción de la flora y fauna, la generación de basura y emisión de gases está desequilibrando el clima mundial. Se derriten los glaciares y los polos; el clima de desequilibra y tenemos extremos de temperatura, lluvias y vientos.

Anteriormente en  la amazonia había dos estaciones climáticas; la seca que en realidad era húmeda, y la época de lluvias con grandes aguaceros. Ahora tenemos una estación húmeda moderada y una estación cada vez más seca y con efectos muy perversos, pues en esta época seca los árboles arden, el fuego se expande y ya no queda bosque, ni animales, ni agua y por otro lado cuando llueve todo se inunda.

La selva amazónica produce los llamados ríos voladores y el polvo de hadas. Lo primero es una gran masa de aire húmedo que es bombeada por la Amazonia contra los Andes, que son una pared de hasta más de 6.000 metros de altura; esta humedad es condensada gracias al polvo de hadas, un polvo muy fino que produce la selva y con ello se produce la lluvia; una lluvia que llega hasta zonas donde normalmente debería haber un desierto. Es por esto del polvo y los ríos voladores, que llueve en Bolivia y Paraguay.

Como producto del cambio climático en nuestro país tenemos sequías y fuertes vientos que afectan el clima y por tanto la forma de practicar la agricultura. El problema es que irresponsablemente el Gobierno con un interés político y de dominio territorial distribuye tierras en zonas no aptas, como el bosque seco chiquitano, área que según el PLUS no es apta para la agricultura y ganadería y autoriza irresponsablemente e induce mediante Decreto estas quemas preelectorales.

Se trata de un plan de colonización que viene desde hace 14 años, nos informa Luis Cardozo el Secretario General de la Federación Regional de la Gran Chiquitania (FRGC): “Tenemos 1.000 comunidades afiliadas en la Federación y todas estamos en las cinco provincias que corresponden a la Gran Chiquitania, las comunidades más antiguas están asentadas desde hace 14 años y las más nuevas tienen entre ocho meses y un año”.

Cada actor de este desastre ecológico tiene su interés y su motivación; el Gobierno masista quiere tener el control del oriente mediante la colonización, como muy bien dice el analista brasileño Leonardo Coutinho; “trata de rediseñar el mapa étnico-electoral de Bolivia”.

Por su parte los interculturales buscan hacerse de un capitalito y cumpliendo la función de mitimaes van a colonizar el oriente, en este caso la Chiquitania. Los colonos andinos que llegan a estas regiones provenientes de otro ecosistema y otra cultura agrícola, acuden a tomar posesión de sus terrenos y lo hacen como es costumbre, tumbando monte y quemando, luego los dejan en engorde esperando venderlos a algún chino; ellos saben que esas tierras del bosque seco no son buenas para una agricultura sostenible. El problema es que las condiciones del clima les complicaron el negocio y nos causaron a todos una mala pasada, generando esa tremenda destrucción del ecosistema y la biodiversidad, con efectos planetarios.

Los mitimaes entiendo que de ninguna manera querrían causar estos tremendos incendios, solo buscan hacerse de unos terrenitos y posteriormente venderlos. El compromiso con el Gobierno fue apoyarlo mediante proclamas y manifestaciones y acudir a votar por ellos cuando sean convocados.

Obviamente la responsabilidad de este desastre ambiental y biológico recae en la autoridad que reparte las tierras en los lugares inadecuados y contraviniendo las leyes de uso de los suelos y especialmente el PLUS. Pero donde manda capitán no manda marinero y si quieres seguir en la pega tienes que proceder cumpliendo las órdenes, aun desconociendo las leyes y en este caso irrespetando la vocación de las tierras.

El bosque, nos enseña la experiencia, es un sistema protector contra los eventos atmosféricos extremos; donde está el monte y los grandes árboles no se tienen sequías, ni exceso de agua, ni huracanes, ni tornados.
Por eso, nos ilustra la sabiduría indoamericana: “Sólo cuando el último árbol esté muerto,  el último río envenenado y el último pez atrapado,  te darás cuenta que el dinero no se come”.

ovidioroca.wordpress.com

, ,

Deja un comentario

USO POLITICO DEL RACISMO Y LA GRAN SUSTITUCIÓN

Ovidio Roca

Cuando fracasó el comunismo y se hundió la URSS, rápidamente los demagogos y vendedores de ilusiones latinoamericanos se reunieron en San Pablo y armaron un Foro para definir estrategias comunes y colaborarse mutuamente para seguir viviendo de la manga y desplumando a sus pavos.

Para cada país se definieron estrategias de dominio según las características, debilidades y deficiencias de ese pueblo; en Bolivia un país de gran población indígena y campesina y con gran variedad étnica en su extenso territorio se apostó por el racismo y la utilización de las etnias aimara quechua que son mayoría. Siguiendo esta estrategia el MAS moviliza estos grandes grupos étnicos y corporativos contra la nación mestiza y aplasta y desintegra a los pequeños grupos indígenas del oriente, gregarios, individualistas y libertarios.

El populismo cocalero para consumo de la comunidad internacional y engatusar a su población, llama falazmente a su régimen populista cocalero; de Democracia Comunitaria y mantiene sumisas a sus bases quienes están prohibidas de tener pensamiento propio y menos crítico.

Fieles a su estrategia de uso étnico, los autócratas andinos en su afán de expandir su control territorial hacia los Departamentos que no forman parte del centralismo andino buscan a como dé lugar colonizarlos y dominarlos y en su afán de tomar control del territorio del oriente el masismo, usando al INRA, vienen distribuyendo tierras con programas de colonización (mitimaes) buscando sustituir la población local (de mentalidad más independiente e individualista) por los grupos étnicos y corporativos andinos, sumisos al régimen populista cocalero. Se trata de cambiar la base etno cultural del oriente de raíces hispano guaraníticas, por la aimara quechua.
Todo esto dentro del plan de sustitución poblacional y de dominio territorial del neo imperio cocalero, que fue diseñado por q’aras populistas y cuyos nefastos efectos los vemos en la Chiquitanía donde tumban el monte y queman para consolidar su dominio y con ello han destruido nuestra casa, nuestro hábitat, nuestro ecosistema. Ahora ya son los dueños de todo y reinan sobre cientos de miles de animales y plantas muertas y quemadas.
En el exterior esto lo ven con más claridad que nosotros: “Todos los incendios y los asentamientos forman parte del esfuerzo del gobierno del cocalero de “rediseñar el mapa étnico-electoral de Bolivia”: Leonardo Coutinho.

El sistema populista cocalero ha creado una nueva cultura en la cual el ciudadano común y la democracia ya no tienen vigencia, hemos ingresado a la era de los  grupos corporativos, la de los sindicatos y movimientos sociales. Por ejemplo el cocalero Chapareño exige la ampliación y legalización de sus cultivos con lo que están promoviendo a los carteles de narcotráfico, drogadicción y violencia haciendo invivibles muchas áreas y poblaciones. Los contrabandistas de ropa usada y otrros, exigen que se legalice su actividad aunque afecte a los textileros y empresas de confecciones. Los transportistas se oponen a la modernización y mejora del transporte en desmedro del ciudadano, etc. El poder de los grupos minoritarios, tiene mucho que ver con la apatía de la ciudadanía que no sabe defender sus intereses.

Las sociedades democráticas reconocen al ciudadano como portador de derechos y obligaciones y han avanzado hacia la  idea de “nación política, que es diferente a la primitiva “nación étnica”. En la nación política, los ciudadanos libres intervienen en la vida pública del país mediante los partidos y asociaciones; en las naciones étnicas se rigen por estructuras tribales y corporativas, absolutamente verticales. Nuestro desafío en adelante es como administrar un país de cultura corporativa, corrompida por décadas de irrespeto a la ley y de un profundo desprecio y desconocimiento de la legalidad democrática.

ovidioroca.wordpress.com

, ,

Deja un comentario

SENTIDO COMUN AUSENTE Y ELECCIONES AL FRENTE

Ovidio Roca

La democracia y la economía formal no están entre las prioridades de la población infectada de populismo”. SNCHY.

Lo que se nos viene para los próximos años es complicado tanto en lo económico, social y también en el contexto internacional, por la posible reacción de los países democráticos frente a los narco populismos cada vez más radicalizados.
En nuestro país se acabó el ciclo de las vacas gordas y para salir adelante tenemos por un lado la vía fácil populista, estatismo, coca y narcoterrorismo que concluye como en Venezuela; o el camino difícil de la democracia,  que requiere de duro trabajo para la reconstrucción institucional y del aparato productivo y esto con poca plata, pero asegura viabilidad en el futuro.

Los demócratas vamos a unas elecciones para nominar, no un caudillo que discursee o regale cuentos, sino un Ejecutivo que tenga la capacidad de gestionar nuestros intereses en un mundo cambiante y apostando a un mejor futuro para todos los ciudadanos. Una persona que conozca la realidad de la sociedad en la cual vivimos; sus necesidades, los recursos con los que se cuenta y las posibilidades de llevar a cabo planes eficaces a corto, mediano y largo plazo y sin proponer utopías engañosas.

Cuando se enfrentan las crisis se necesita de líderes con carácter y fortaleza; aprendimos el año 80 con el Dr. Paz, que ante situaciones desesperadas se requieren soluciones radicales, pero los líderes actuales no se arriesgan y aplican paños tibios, lo que finalmente termina en infecciones y muerte. No olvidemos que el ciclo del gas y los buenos precios de estos últimos años ya se acabó y para muchos grupos sociales la única alternativa es la coca y el narcotráfico. De seguir así y sin una oposición creíble y programa de gobierno viable, la gente que es pragmática aplicara el viejo dicho: Si no puedes vencerlos únete a ellos. Kausachun coca!!.

Es decir que necesitamos de un estadista, un verdadero Estadista que sea capaz de tomar medidas que son buenas a largo plazo, aunque en lo inmediato resultan impopulares. Y aquí está la diferencia entre un político común y un estadista, pues el primero solo piensa en el triunfo electoral mientras que el segundo en las generaciones que vendrán. El ejemplo lo tenemos en Argentina donde la población ante la inefectividad del gobierno decide volver al pasado, pensando erróneamente que el pasado fue mejor.

Estamos en una fase electoral en la cual el Gobierno populista cocalero, que tiene todas las instituciones bajo su absoluto control está conduciendo al país vía elecciones truchas hacia una narco dictadura, siguiendo los pasos de Venezuela y con asesoramiento cubano.

Existen solo tres candidaturas que se destacan en las intenciones de voto: las del masismo que tiene el control del aparato del Estado y maneja discrecionalmente los recursos públicos. Ellos cuentan con el apoyo de una población que convive con la economía de la coca, el contrabando y el narcotráfico y se siente insegura de competir en una otra economía formal y competitiva.

Las dos candidaturas viables de la oposición, tienen el apoyo de una clase media y de emprendedores que entienden que la economía populista en el mediano plazo nos conduce a la dictadura, la miseria y con el agravante de la violencia de los carteles del narcotráfico que proliferaran aún más.

El problema es que estos candidatos en lugar de elaborar una estrategia de unidad para ganar las elecciones; por sus egos y personalismos se encuentran en una guerra feroz entre sí y con esto están apoyando al candidato del MAS.

A su vez, el Gobierno Populista Cocalero tiene las cosa claras; ganar las elecciones a como dé lugar y si no logran mayoría parlamentaria, tomaran el poder de todas maneras. El principal Ejecutivo de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB) Jacinto Herrera, advirtió que si el Movimiento Al Socialismo (MAS) no logra 2/3 en la futura Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) se movilizará para lograr la aprobación de sus leyes. En realidad nos dice: yo y mis huestes somos la ley.

El candidato opositor con mayor apoyo electoral, Carlos Mesa, es brillante en su oficio de periodista y orador, pero no tiene las condiciones de estadista y lo ha demostrado. Sin embargo si el pudiera controlar un poco su ego, podría armar un equipo de gobierno con los mejores profesionales del país, cada uno en su área y sin ningún ll’unku y amarraguato que lo endiose y así podría hacer un buen gobierno.

Se dice que el sentido común es el menos común de los sentidos,  y así nomás había sido. El problema es que si no logramos parar electoralmente al MAS y su proyecto cocalero; no solo nos perjudicamos a nosotros, sino que les dejamos una nefasta herencia a nuestros hijos y nietos. Vale la pena mirar a Venezuela, Nicaragua, Cuba y no seguir su camino. Lamentablemente los partidos de oposición parecen haber perdido el rumbo, se olvidan de quién es el enemigo, no se unen y se dedican a destruirse mutuamente.

ovidioroca.wordpress.com

, ,

Deja un comentario

ECOSISTEMA Y PENSAMIENTO SISTEMICO

Ovidio Roca

Vivimos en un único planeta y somos parte connatural del ecosistema tierra: las aguas, los suelos, los vientos, la atmosfera, la biodiversidad. Dijo Galileo Galilei hace 450 años: “Las cosas están ligadas por lazos invisibles: no se puede arrancar una flor sin molestar a una estrella”.

En el país ya se venía avanzando en el entendimiento y protección de nuestro ecosistema; se produjeron las Leyes del medio ambiente, la Ley Forestal; se trabajó en los Planes de Uso del Suelo, se crearon las Reservas ecológicas y Parques. Luego los dirigentes del actual Gobierno se presentaron con un discurso sobre la madre tierra que dio esperanzas de un mejor trato para nuestro ecosistema, pero finalmente se mostró que era solo un eslogan electoral.

Tenemos una población mundial que crece de manera exagerada y que esta sobre explotando el planeta. Esta población demanda alimentos, espacio para asentarse y genera basura y contaminación, por lo que debemos ser cuidadosos en nuestras políticas de crecimiento poblacional, asentamientos humanos y uso de las tierras.  Los daños que causamos al ecosistema tardaran cientos de años en atenuarse, aunque no de curarse.

El cuidado ambiental no es asunto de derechas o izquierdas; los políticos populistas Trump, Bolsonaro, Evo Morales, Maduro, son negacionistas climáticos y califican, cada uno en su estilo, el problema de calentamiento global impulsado por el consumo humano como una simple “fábula de invernadero”.

En Brasil los ruralistas apoyan toda política para deforestar la amazonia y sembrar pasto para el ganado, terrenos para el cultivo de la soja o apertura de minas. En Bolivia dicen las autoridades masistas: “Si no queman los bosques y si no plantan coca” ¿de qué van a vivir?. El Gobierno por intereses políticos y de dominio, desplaza  a sus interculturales para tomar las tierras del oriente las que, según Pukimon, luego de ser deforestadas una parte ira a la coca y el resto la venderán a los chinos.

Si queremos mantener el ecosistema adecuado para la vida humana, necesitamos respetar el ecosistema, la capacidad de uso de la tierra, la vocación de los suelos para el uso forestal, agropecuario; las áreas de preservación, los Parques y áreas protegidas destinadas a conservar ambientes adecuados para lo biodiversidad de la que somos parte. Uno de los valores de la diversidad biológica radica en la funcionalidad de los bosques, que permiten por ejemplo la generación de agua, el ciclo de nutrientes de los suelos y un clima estable; factores que son muy importantes tanto para la producción agrícola, como para la calidad de vida de la población en general. En este contexto, un desafío clave entre conservación y desarrollo, es asegurar que se mantenga grandes bloques de bosques bien conservados.

Este es un aspecto en que el Licenciado discrepa, pues no tenía entre sus veinte mil libros la Memoria del PLUS: “Ojo, las áreas protegidas fueron elaboradas por los gringos para guardarse nuestros recursos naturales para el día que se hagan cargo del país, buena parte de esas áreas fue hecha por Gonzalo Sánchez de Lozada y las dictaduras y no porque eran amantes del medioambiente, era porque había información de empresas petroleras extrajeras de que ahí había recursos”.

Sin embargo la ciencia agrícola y la experiencia de campo nos enseña que las tierras según sus características de composición, localización, clima y humedad, tienen distintas vocaciones y es en base a estas clasificaciones que desde hace tiempo se viene trabajando con los Planes de Uso de Suelo, los mismos que establecen que hacer y qué no hacer en las tierras y en cada zona.

El país necesita producir más, pero con una agricultura moderna y respetuosa de la capacidad de uso de los suelos. Por ejemplo en la soya hay que preocuparse en aumentar la productividad; en cualquier país vecino se produce el doble por hectárea que nosotros; ergo hay que aumentar productividad y no la superficie. El asunto es que como la tierra es barata es mejor negocio ampliar la superficie y tumbar monte que mejorar la agricultura, sin preocuparse del daño ecológico.

Al margen de lo ecológico y de preservación del ecosistema y el clima que es lo verdaderamente importante; también desde un punto de vista crematístico deberíamos entender y asumir que estamos llegando con la expansión de la frontera agropecuaria, al punto donde los efectos adversos de la deforestación prácticamente cancelan los beneficios económicos privados de cualquiera actividad agropecuaria adicional. Y no se trata de reducir la deforestación a cero, pero hay que hacerla de manera mucho más cuidadosa y donde realmente es justificada y en las áreas que corresponde según el PLUS.
El problema es que en Bolivia deforestar te garantiza la propiedad de las tierras y no tiene ningún costo para el que destruye, sino para la sociedad. Por esto a los grupos económicos y de poder nada les importa y en consecuencia a su paso dejan llamas ardientes, tierras arrasadas, bosques destruidos, muerte y destrucción de todo ser vivo, plantas y animales.

ovidioroca.wordpress.com

, , ,

Deja un comentario