Archivos para 31 agosto 2016

LA PRAXIS ECONOMICA, MAS ALLA DEL DISCURSO SOCIALISTA COMUNITARIO

Crónicas y relatos de la época plurinacional

Ovidio Roca

La fiesta populista, orquestada por el Foro de Sao Paulo y con la batuta castrochavista, atrajo a gran parte de los países latinoamericanos. Bolivia entre ellos, se adhirió a la fiesta y sus gobernantes tuvieron la suerte que les cayó plata a raudales por la suba de las materias primas; luego encandilados por el poder y el dinero perdieron el rumbo de la buena gestión gubernamental y se dedicaron a tirar la plata en una borrachera de ineficiencia y corrupción.

Como consecuencia no se trabajó en lo importante, vale decir estructurar una economía diversificada y productiva, promover empresas competitivas y fortalecer la institucionalidad y la libertad ciudadana. Por el contrario, el partido gobernante y su instrumento político utilizan la predica populista, convive con la informalidad y no ofrece soluciones sino promesas, mientras culpan a los otros por todos los problemas habidos y por haber.

A causa de las políticas estatistas y dirigistas del gobierno, el sector formal y empresarial de la economía está cada vez más reducido e imposibilitado de prosperar; por ello cuando la población urbana y los campesinos migrantes buscan empleo, no lo consiguen y por tanto encuentran su  supervivencia en el autoempleo y la informalidad. La posibilidad de formar parte de la economía formal moderna, que exige conocimiento, tecnología e información, también les es vedada por su bajo nivel educacional; aunque siempre queda alguna pega de ministro.

Como consecuencia de esta economía primaria extractivista y la aguda ausencia de educación e institucionalidad; el setenta por ciento la población boliviana subsiste con los trabajos informales e ilegales; mientras otros buscan en el Estado un proveedor que satisfaga sus necesidades personales y corporativos, sin preocuparse ni entender eso de políticas públicas o de seguridad jurídica; pues este no es su ámbito de vida y acción.

Esta práctica de vida y en ausencia de leyes que se cumplen e institucionalidad eficaz, ha enseñado a la población que deben organizarse corporativamente y que todo lo que necesitan solo lo pueden lograr bajo presión, con marchas y bloqueos y luego a negociar los pliegos y las prebendas.

En su precariedad, los trabajadores informales son feroces y sacrificados capitalistas, que no respetan ningún límite ni norma y menos los derechos del vecino y del medio ambiente. Su objetivo básico es sobrevivir a cualquier costa, sin respetar nada ni a nadie, pues tampoco creen ni confían en nadie. Repiten dogmáticamente los mitos de la izquierda con los que siempre fueron engañados y odian a los empresarios sin entender que ellos mismos (que son pragmáticos cuando se trata de ganar plata) son unos verdaderos capitalistas salvajes.

Los pequeños empresarios mineros, mayoritariamente de origen campesino e indígena y de bajo nivel económico; se presentan como cooperativistas y usan el mito socialista y anti empresario para disfrazar su verdadero ser y se dicen de cooperativistas para mantener la pose y el discurso de izquierda. Aprovechan muy bien su asociación política con el gobierno, dándoles apoyo armado y militante, para luego obtener beneficios y privilegios en concesiones y reservas mineras de Comibol, incumplir normas en general y ambientales en particular; no ser fiscalizados ni exigidos y solo pagar algún impuesto nominal.

Lo lógico y practico sería que estos presuntos cooperativistas asuman su verdadero ser capitalista, se organicen en empresas privadas productivas, se asocien y mejoren de tecnología y cumplan con las normas impositivas, sociales, ambientales y esto es bueno para ellos y para el país. Esto por supuesto requeriría un cambio en la política económica del gobierno, que además debería garantizar la seguridad jurídica para estos nuevos empresarios y también para los pocos que aún quedan.

El problema es que mientras subsista el actual ambiente de anomia, inseguridad, populismo y Estado centralista y empresario; los demagogos reinan, dominan y conducen al pueblo con ilusiones y promesas. En las últimas épocas esto les funcionó, pues había plata, pero cuando disminuyeron tanto los precios como los volúmenes de gas y comienza la época de las vacas flacas, cunde el pánico, la desilusión, el descreimiento, los reclamos y las dudas sobre los mitos del socialismo comunitario, por lo que el gobierno se dedica con gran diligencia a aplicar el miedo, el terror y se amplía las razias contra los pueblos rebeldes y purgas contra su propia gente, ya sean indígenas o cooperativistas.

Lo que nos enseña la historia, es que no ha existido autoridad política totalitaria sin la utilización del miedo, porque éste es el mecanismo para condicionar e inducir al ciudadano a obedecer. Pero es el terror que une lo físico con lo sicológico, lo que funciona mejor y hacia allí apuntan “los buenos”. Maquiavelo, que sabía de esto, recomendaba al Príncipe: “es mejor ser temido que ser amado, pues el miedo es el sustento del poder”.

Por la caída de la economía en los últimos tiempos y el incremento de las demandas de sus seguidores y grupos de choque, los que ya no gozan de los buenos precios y negocios de antes; la  aspiración de la cúpula masista de entronizarse en el poder, por y para siempre, se les hace cuesta arriba, por lo que de ahora en adelante actuaran con mayor desesperación y serán aún más violentos. Por tanto, para mantener su control del poder y del Estado apuntan desesperadamente, como dijo el jefe, a jugar un segundo tiempo y con rodillazos en los huevos.

ovidioroca.wordpress.com

 

 

, , ,

Deja un comentario

ANDREINA DE PASEO POR SUCRE Y POTOSI

ANDREINA DE PASEO POR SUCRE Y POTOSI

Andreina Roca Aguilera

Estoy tan emocionada, porque ya estoy en el avión. Ya llegue a Sucre y hay muchos cerros y piedras pero no hay árboles, sino unos cactus. Me gustaron las casas, todas están muy ordenadas y decoradas.

Mi bisabuela nació en Sucre, en la casa más bonita llamada “El Guereo”, pero cuando mi bisabuela ya era grande su madrastra la vendió.

La tía bisabuela de mi bisabuela construyo el Palacio de la Glorieta, pero como su tía bisabuela murió, se la quedo un familiar que la vendió.

El bisabuelo de mi bisabuela ayudó a fundar el primer banco de Bolivia, el Banco Argandoña.

LA CASA DE LA LIBERTAD

En la Plaza de Sucre esta la Casa de la Libertad, aquí se fundó Bolivia y firmaron unos papeles que están en una urna de vidrio. El salón es muy grande y muy bonito y tiene en las paredes filas de asientos de madera, donde se sentaban los patriotas y hay cuadros de Simón Bolívar y Antonio José de Sucre.

EL PALACIO DE LA GLORIETA

Fui al Palacio de la Glorieta y solo lo vi desde afuera porque estaba cerrado y parecía como un cuento de hadas, pero volvimos al otro día.

Es un museo, pero antes de que sea museo, era el palacio de la Princesa Clotilde Urioste,  que Francisco de Argandoña hizo construir para su amada princesa.

El Palacio tiene dos torres (miradores), la torre de la Princesa tiene 60 gradas  y la del Príncipe 108 gradas, nosotros subimos y las contamos, mi bisabuela también.

El museo es muy hermoso, tiene muchos cuadros en los techos, cuatro estufas antiguas y tina de baño con agua caliente. Los muebles se los llevaron. En algunas ventanas había un símbolo y también voy a escribir lo que significa cada dibujo. Tiene una A de Argandoña y una C de Clotilde y unas como lianas y flores que son para adornar el símbolo.

MUSEO ANTROPOLOGICO

Es un museo donde hay muchas cosas, hay cráneos que están deformados. Les ponían una banda arriba de la frente, muy apretada para que el cráneo se deforme; se lo ponían cuando nacían y le dejaban la banda hasta los 18 años.

Las bandas que le ponían les apretaba mucho, entonces su cráneo no crecía normal, crecía como tubo ¿Por qué? Porque no tenía como más crecer, entonces crecía como un tubo.

También hay armas muy antiguas, esqueletos de hace siglos que los científicos desenterraron para que los vean las personas que van a los museos y por ultimo mascaras para fiestas, que celebraban hace muchos años.

EL PARQUE CRETACICO

Hay una pared de piedra inmensa, con las pisadas de los dinosaurios que hace millones de años dicen que pasaban por aquí. Y también hay un paseo donde hay estatuas de dinosaurios de todo tamaño; de los que vivían en el agua y la tierra; de patas grandes y bracitos chiquititos, de cabeza y dientes grandes y otros con alas. Hay también un tiranosaurio grandísimo de casi media cuadra de largo y más alto que los arboles de pino y eucalipto que hay por allí. Fue muy bonito.

EN POTOSI (MUSEOS)

LA CASA DE LA MONEDA

Es un museo muy hermoso que se trata de cómo se crearon las monedas y voy a explicar cómo se hicieron. En Potosí en la montaña más alta había mucha plata y las personas se pusieron a explotar la mina y salía la plata y después la derretían en unos hornos. Después la plata la ponían en unas máquinas de madera, que las mulas (las mulas son hijas de los burros) hacían girar y la maquina tenía dos laminadoras que hacían que la plata se convirtiera en una barra plana y larga. De ahí hay otra máquina que hacia huecos a las barras y salían círculos  y en los círculos con un martillo de formas golpeaban las monedas en las dos caras y ya estaban las monedas. También en el museo había cuadros de María, Jesús, José y otras personas.

CALAPURCA

Después de la Casa de la Moneda nos fuimos a comer Calapurca, que es una sopa de piedra muy rica. En el plato están las piedras y salen burbujas porque las piedras hacen hervir la sopa. Yo me traje dos piedras para hacerle sopa a mi hermanita.

EL CONVENTO DE SANTA TERESA

Es un museo que antes era un convento, donde niñas de menos de 15 años entran y no salen nunca más y mueren ahí. Ellas lo único que hacían era orar, leer la biblia y se flagelaban (se chicoteaban) para sufrir como sufrió Dios (esa era su creencia) y también sufrían por los pecados de las personas.

Su familia iba a visitarla pero la visita era muy diferente porque las monjas (las chicas) están detrás de una ventana que estaba lejos y en la parte donde estaban los familiares había puntas de fierro y donde estaban las monjas (las chicas) había una mampara de madera que no dejaba ver. Las puntas eran para que mantengan distancia porque los familiares ya las habían entregado a dios y la entregaron para que ellos ganen el cielo.

Las mamparas de madera son para que la familia y las monjas no tengan contacto, pero si podían hablarse. Y no podían tener contacto con el mundo exterior.

Su recreo era una hora después del almuerzo y una hora después de la cena. Lo único que hacían en su recreo era: orar, hacer manualidades y cantar canciones a dios.

Los padres de las monjas (las chicas) las entregaban con una dote, era una ofrenda para que la familia gane el cielo. Mi abuelo me dijo que me quede en el convento para que él vaya al cielo, pero no me anime.

CAMINO AL AEROPUERTO

Fuimos en un taxi al aeropuerto, pero en el camino había camiones parados que no dejaban pasar y también gente en los cerros que tiraba unas piedras. Era la subida a un cerro y nos fuimos con mi abuela y el chofer, pero era lejos y mi abuela no pudo seguir y se volvió con el chofer. Seguimos con mi abuelo y el ya no podía más y yo tampoco; la gente decía es allacito nomas pasando ese cerro, y seguimos. La gente ya no podía seguir subiendo y por la altura no podíamos respirar y algunos se quedaron en el camino y mi abuelo se sentaba a cada rato, cansado de la subida y de arrastrar la maleta. Yo le dije por teléfono a mi abuela que ya no podía más, pero seguimos porque tenía que ir a la escuela Marista (tercero básico). Caminamos tres horas y al final llegamos y el avión nos había esperado y viaje yo solita y mi papa me espero en Viru Viru. FIN

Vacaciones de Invierno 2016

ovidioroca.wordpress.com

 

Deja un comentario

LOS JUEGOS DEL BLOQUEO

LOS JUEGOS DEL BLOQUEO

Historias y relatos de la época plurinacional

Ovidio Roca

Erase una vez en Bloquevo, un hermoso país distante de las costas del mar océano y escondido entre montañas y cocales. Un feudo bendecido por la pachamama y la mamablanca, donde el Gran Visir no necesita estar muy enterado de esas prácticas de la lectura y escritura; pero es esencial que el Chambelán tenga jopo blanco y haya leído al menos veinte mil libros de los gruesos y gordos y uno de estos debe ser: Las mil noches y una noche.

Los escribas y fariseos del Gran Visir, acuciosamente redactan miles de leyes y reglamentos para implicar, complicar y perseguir a los vasallos. Conmovido por esta amarga situación, un distinguido amauta pidió que el pueblo sea juzgado leyendo las hojas de coca (de yungas) pues esto sería más justo e imparcial que con la justicia actual; pero los jilacatas decidieron que en el feudo se aplica una sola ley: la voluntad del Gran Visir.

En las altísimas montañas y durante las frías noches del invierno, el agudo grito de los Yatiris da inicio a los saturnales, e inmediatamente las piedras arrechas empiezan con sus danzas y en su afán reproductivo generan tremendos choques; huancas y de los otros, los que producen derrumbes que aplastan algunas lagartijas y quirquinchos y de paso varios inkautos e inkabuses.

Los carnavales, los bloqueos y el futbol, son los principales deportes de los habitantes de estas tierras prodigiosas y se los practica asiduamente. El más importante y el que constituye la obsesión, la manía, la pasión nacional es: los juegos del bloqueo, que rememoran las famosas gestas del Ivo quien por estas, logro ser coronado como bloqueador epónimo y luego Gran Visir.

En las justas se compite por los galardones: 
Premio al bloqueo más largo del año. Premio al bloqueo con mayor cantidad de muertos. Premio al bloqueo que generó mayores pérdidas a los productores, transportistas y comerciantes. Premio al bloqueo que perjudico a la mayor cantidad de Departamentos. Premio al bloqueo que secuestró la mayor cantidad de policías. Premio al Bloqueo que uso mayor cantidad de dinamita, exaltando así la  dignidad del pueblo bloqueador.

La expectativa de los jugadores, está en que aquel que consiga la mayor cantidad de preseas, será nombrado Gran Visir; pues todos recuerdan que en su momento y gracias a las gestas cocaleras, el pueblo desesperado y angustiado nombro Gran Visir al bloqueador y esto lo hicieron con la ilusión de que se olvide de su deporte preferido y se dedique exclusivamente al futbol, mucho menos perjudicial. El problema, es que el mal ejemplo cunde y ahora hay muchos que quieren ascender al poder y para ello practican los juegos y los rituales del bloqueo, perjudicando a todos y todas y generando aún más desorden y pobreza.

Así nomás había sido, la vida de este pueblo inkauto, que aún no logra entender el porqué es castigado por los manes. 


ovidioroca.wordpress.com

Deja un comentario

LAS EXPLORADORAS DEL OCOROTU

LAS EXPLORADORAS DEL OCOROTU

Ovidio Roca

Partimos dejando atrás el ensordecedor parloteo de las garacachis que acampan diariamente al otro lado de la casa y entramos a la umbrosa selva del Ocorotú. Caminamos con Andreina y las exploradoras, siguiendo las serpenteantes sendas del monte, bajo los altísimos bibosis, tajibos, siraris, jororis, maras. Son sendas adornadas y entretejidas con la seda de las arañas y orquestadas por la algarabía de los cucos, loros, parabas, tojos, tordos y mauris y poco más allá, por el estridente y ronco grito de los manechis que nos saludan al pasar.

Al borde de la quebrada, vemos las pachiubas; palmeras caminantes que en fila y muy lentamente van bajando por las pendientes, para finalmente descansar en el lecho del riachuelo. Algunas veces cruza furtivo un taitetú o un jochi, ahora cada vez más escasos.

Caminamos lentamente por el monte, donde las distancias no se miden en kilómetros sino en horas, un tiempo que varía según el clima; si llovió, si hay barro, si hace mucho calor o si los vientos del sur nos hielan hasta los huesos; por lo que no sabemos cuánto nos llevara llegar al arroyo sereboquí.

En el arroyo es otro el espectáculo, bajo la cúpula del monte aparece una corriente de aguas cristalinas y una hermosa playa de arenas blancas, donde en las noches dejan sus huellas los habitantes del bosque y que ahora nos toca aprender a conocerlas: los jochis, los gatos monteses, los taitetús, los penis, las hurinas y otros.

Somos felices cuando compartimos con alguien que amamos, una experiencia, una emoción, un paisaje. 

ovidioroca.wordpress.com


1 comentario

UN MUNDO FELIZ

UN MUNDO FELIZ

Historias y relatos de la época plurinacional

Ovidio Roca

Los pajpacus y comunicadores masistas, han logrado cocinar y hacer tragar a la sociedad boliviana su discurso indigenista y del vivir bien; el que ha sido bien recibido por el pueblo siempre hambriento de esperanzas e ilusiones. En esta su construcción culinaria y mediática, los promotores masistas han creado el icono Evo, que es en sí mismo el mensaje (Evo soy yo) y aunque todo lo que éste diga, puede ser ambiguo, irrelevante o incomprensible;  lo único que importa es lo que la gente quiere escuchar, lo que quiere creer.

De esta manera el populismo plurinacional conduce al pueblo con ilusiones y promesas; les promete que vivirán del empleo público, de los fondos, de los contratos, de las empresas del Estado y los planes sociales, y sobretodo que no tendrán restricciones para dedicarse a las actividades informales, cocaleras, contrabandistas y tucuimas.

Con este mensaje más el icono, y utilizando masivamente los medios de comunicación, la tele y la radio, han construido una opinión pública; que es una creencia, una mera opinión subjetiva y de ninguna manera conocimiento. Luego amparados en el éxito del discurso mediático, toman sin mayores consideraciones y análisis más allá de su propio interés, las decisiones que más les gusta y fabrican leyes y decretos y los hacen aprobar por aclamación popular. 

La economía populista está en manos de los Yatiris y la burocracia q’ara masista, que define a su arbitrio los precios, la producción, las exportaciones y se tiene una Fe absoluta, que con solo el lanzar un Decreto, un discurso, un sahumerio y un sortilegio; la realidad cambia y se adecua a su gusto. Ese cuento de la economía de libre mercado y competitiva, que asegura que son las cientos y  miles de transacciones diarias, las que determinan los precios y orientan la producción; son charlas de pastillero.

En este mundo feliz, la visión liberal que es aburrida y pragmática, no tiene cabida pues carece del encanto de la demagogia y las ilusiones; por lo que no gusta a la gente. Y el problema se agrava para estos reaccionarios liberales, cuando postulan el principio: que todas las personas tienen que trabajar, que nadie tiene derecho a vivir a costa del trabajo ajeno y que el Estado no tiene que entorpecer a los que trabajan; tremendo absurdo.

Y aunque se puede verificar que las sociedades más exitosas son aquellas libres, abiertas, innovadoras e institucionalizadas, las bases populistas no lo quieren ver así y por tanto no lo creen y si lo creen no les importa. 

Como alguien decía, seguro algún cochino liberal: este es el camino hacia la Ineptocracia, un sistema de gobierno en el que los menos capaces para dirigir, son elegidos por los menos capaces para producir y donde los miembros de la sociedad menos propensos a sostenerse a sí mismos y a tener éxito en la vida, son recompensados con bienes y servicios pagados con los bienes confiscados a un reducido número de productores.
Jallalla.

ovidioroca.wordpress.com

Deja un comentario

EDUCACION INTEGRAL Y LA ECONOMIA DEL CONOCIMIENTO

EDUCACION INTEGRAL Y LA ECONOMIA DEL CONOCIMIENTO

Ovidio Roca

Nuestro permanente crecimiento poblacional, el agresivo avasallamiento de los paisajes boscosos y acuáticos, la actitud depredadora con los recursos naturales, el consumismo y la contaminación; están produciendo desajustes ambientales y cambios climáticos que hacen peligrar el actual ecosistema y con ello nuestra especie homínida. Y aunque tenemos el conocimiento y las herramientas para evitarlo, no decidimos hacerlo, pese a que en gran parte somos los causantes y puede que también la solución.

Actualmente transitamos hacia la economía del conocimiento, donde la ciencia y la tecnología dirigen y orientan las actividades productivas, se masifica la inteligencia artificial y las maquinas inteligentes son cada vez más eficientes y baratas; afectando al empleo tradicional. A su vez la sociedad está relegando cada vez más la ética y la filosofía, todo aquello que nos enseña a vivir en paz con nosotros mismos y con nuestros vecinos.

Es importante resaltar que el conocimiento surge y se desarrolla, en y desde diferentes ámbitos: el educativo, el de las instituciones científico tecnológicas, el de las empresas y esto se lo hace promoviendo y dando énfasis a las relaciones entre las instituciones, las políticas gubernamentales y el ámbito territorial.

Esta nueva economía, utiliza el conocimiento como elemento fundamental para generar valor y riqueza al transformarlo en información, métodos y formas de resolver problemas y generar productos, y se basa y abarca campos como la educación, investigación y desarrollo, alta tecnología, informática, telecomunicaciones, robótica, nanotecnología e industria aeroespacial. Se orienta especialmente hacia el conocimiento y utilización de los elementos fundamentales: la nuclear, la electrónica, la inteligencia artificial, la biología molecular, la genética y otras áreas especializadas orientadas a la creatividad e inteligencia social.

Con estos avances, estamos a los inicios de la cuarta revolución industrial y si utilizamos sabiamente estas nuevas e innovadoras tecnologías y la inteligencia artificial; podemos producir energía limpia y barata, desalinizar y potabilizar el agua y usarla mejor, como por ejemplo en la hidroponía. Aplicar la ingeniería genética para producir nuevos antibióticos, nuevos tratamientos médicos y mejorar la producción de alimentos. Podemos asimismo disminuir la contaminación y mejorar el reciclaje; aumentar el transporte masivo, autos eléctricos autónomos, masificar la impresión 3D, utilizar drones y robots para trabajos constructivos y agropecuarios, realizar diagnóstico y control de salud vía teléfono celular, masificar la educación a distancia, etc.

Todos estos avances tendrán un gran efecto sobre nuestra forma de vida y sobre los nuevos puestos de trabajo y por tanto sobre el tipo de educación requerida en esta nueva etapa de la historia humana; sobre todo, teniendo en cuenta que en esta nueva economía, aquellos trabajos y empleos que tienen que ver con el almacenamiento y procesamiento de la información y no con la iniciativa y creatividad, son fácilmente automatizados y sustituidos por computadoras.

Sin tomar en cuenta e ignorando este nuevo panorama, el enfoque educativo de nuestras universidades continúa ajeno a la economía del conocimiento y peor aún al de la cultura y el respeto a los demás; por tanto no contribuyen a lograr el progreso y desarrollo de los estudiantes, la sociedad y el país.

Muchas de nuestras universidades públicas son verdaderos feudos, donde grupos de profesores y estudiantes eternos, manejan desde el Consejo universitario un sistema educativo mediocre, obsoleto y solo en procura de su beneficio económico, de prebendas y privilegios personales y de grupo. Un último ranking de Universidades Latinoamericanas, ubica a la U. Gabriel René Moreno en el puesto 444 de  479 universidades; es decir que en una escala porcentual estamos en el puesto 93 de cien y como siempre, al lado de Haití.

Como efectos de esta nueva economía del conocimiento se dice por ejemplo, que en las economías desarrolladas habrá un noventa por ciento menos de abogados y solo quedarán los especialistas; disminuirán los empleos de operarios de maquinarias, conductores de vehículos, empleados de banco, de camareros, entre otros, que pierden sus empleos ante la automatización. Mientras se indica que habrá mayor demanda en las áreas sociales, servicios personales, salud, energía, electrónica, informatica y la economía y tecnología verde.

Si queremos asegurar nuestro futuro, es importante contar con centros educativos de creatividad y excelencia, donde los estudiantes puedan elegir libremente una profesión, aquella que los estimule y motive; manteniéndose siempre al tanto y vinculados a la tecnología, la informática, la economía del conocimiento y sobre todo a la cultura y filosofía de convivencia humana.

Como sabemos, todo avance científico puede ser utilizado tanto para la creación como para la destrucción; podemos curar, prevenir enfermedades y también fabricar bombas y matar indiscriminadamente; por eso la necesidad de una cultura humanística integral que nos ayude a convivir en armonía con nuestro ecosistema y con nuestros semejantes. Una cultura construida desde la base, desde la familia, la escuela, la universidad, la empresa, los institutos de arte; desde la cultura  e investigación científica y desde la institucionalidad política y religiosa. Fundamentalmente debería promoverse la responsabilidad personal y social, de modo que todos tengamos los mismos derechos e iguales responsabilidades.

ovidioroca.wordpress.com

 

 

, ,

Deja un comentario

CANDIDO Y EL POPULISMO

CANDIDO  Y EL POPULISMO

Ovidio Roca

Érase una vez, en un hermoso y lejano país en el cual su pueblo atesora una mentalidad y cultura centralista y cree firmemente en el Estado empresario y que a éste le corresponde solucionar todos sus problemas y especialmente los personales y domésticos.  Este es un país donde por azar del destino, leído en hojas de coca, asumen el poder unos iluminados al que los hados premian con una lluvia de riqueza y de dólares, la que cae a raudales impulsada por el viento de los precios de las materias primas, milagro nunca antes visto.

Sus habitantes fueron felices escuchando los cuentos de millonarios proyectos estatales, de palacios y  museos orinoquences; también de canchas de pasto sintético y hermosos y turísticos teleféricos, que cuestan mil millones de verdes imperiales. Está claro que si el presidente jugara golf y no futbol; esto de las canchas habría costado más, aunque ahora por problemas de rodilla y presupuesto, quizá en lugar de canchas se inauguren mesas de cacho, mucho más baratas.

Como parte del relato ingenuo, hace poco escuche al alcalde de la llajta, comentar su viaje a las fuentes de captación de las aguas prometidas; el rio Misicuni y señalaba que el curso de agua de este milagroso rio, era apenas un tercio del rio Rocha; que como todos sabemos casi no tiene agua, aunque sí magníficos olores. Cándido el ingenuo me preguntaba; cómo es posible que luego de cuarenta años de sueños y discursos misicunianos y millones de dólares de gastos, descubramos que no habían verificado si había suficiente agua para abastecer a nuestra bella llajta.

Leímos que el presidente al informar que se había concluido el Ingenio San Buenaventura, vendido en 260 millones de verdes por los ingeniosos de CAMC, habría mencionado que “siempre tampoco había habido caña de azúcar para la molienda” y eso no lo podía entender.

Escuchamos también, que la Planta separadora de gases y líquidos, de 700 millones de verdes como inversión inicial, no contaría con suficiente suministro de gas para su procesamiento, por lo cual no puede funcionar según su capacidad. Tenemos también en el Chapare cocalero un aeropuerto, dicen que el tercero más grande del país y entre otros regalos, una fábrica de papel que no contaría con suministro local ni nacional de celulosa.

Pronto se concluirá la Planta de Urea y Amoniaco, también en el Chapare cocalero y luego de gastar más de mil y pico millones de dólares, quizá descubramos que: o no hay gas o que: el solo costo del transporte de su producción hacia el mercado brasilero, por más de dos mil kilómetros de carretera y un posible ferrocarril, es mayor al precio que se puede obtener por la venta de la urea.

Estos son proyectos estatales, proyectos que cuando fracasan lo hacen a costa del país y de los contribuyentes, mientras los ejecutores, los políticos populista “más bien se habían enriquecido”. Y no hay a quien reclamar y tampoco nadie responde por los millonarios gastos y perdidas.

Un emprendedor, un empresario, cuando decide hacer una inversión lo hace en proyectos productivos, que generan valor y permiten pagar su deuda, sus costos y generar excedentes. Esto lo hacen con sus propios recursos y comprometiendo su patrimonio para tomar préstamos bancarios. El emprendedor asume el riesgo, identifica las oportunidades, verifica el acceso a los mercados, investiga las tecnologías más apropiada y competitivas y administra eficientemente la empresa y su producción, esto con una perspectiva de mercado y de largo plazo, y si falla corre con las pérdidas y en su caso con las ganancias. En nuestro país, no se cree en el empresario sino que se piensa firme e ingenuamente que es el Estado el que debe asumir ese rol.

En las democracias desarrolladas, la tarea de los servidores públicos es administrar eficientemente los recursos que pertenecen a los ciudadanos y no a los gobernantes; mientras por el contrario en los regímenes populistas, el funcionario público, devenido en empresario, gasta alegremente el dinero de los contribuyentes, no toma riesgos, ni está comprometido con el éxito del proyecto. Cuando se producen los déficits los paga el pueblo con inflación, desempleo y pobreza; mientras el burócrata del partido, puede hacerse rico con comisiones y sobreprecios y mientras más años dure el proceso del proyecto, mucho mejor y esto ya lo vimos con los cuarenta años que lleva Misicuni, como muchos otros proyectos. Debería existir una ley, una norma, de que las deudas contraídas por una empresa quebrada e inviable, sea asumida y pagada por quienes tomaron la decisión de ejecutarla o estatizarla.

Nuestra percepción del mundo se construye de relatos, creencias, odios y amores; los que son construidos desde las identidades étnicas y corporativas y convertidas en mitos y prejuicios y luego proyectados hacia los otros actores y grupos sociales. Y es por demás sabido que esta percepción, lo que la gente ingenuamente cree, es más fuerte que la realidad que se puede palpar y es por esto que las pruebas y evidencias de la realidad no bastan y no funcionan. La belleza de todo esto, especialmente para los políticos, es saber que las promesas, las ilusiones se reactivan permanentemente y crecen con los discursos llenos de esperanzas; mientras que  la realidad y cuando ésta se concreta, hace desaparecer las expectativas. Por esto se dice, que tanto en el amor como en la política las promesas son mucho mejor recibidas, más efectivas y más baratas.

ovidioroca.wordpress.com

,

Deja un comentario